ESTÁS LEYENDO...

Agua contra los kilos de más.

Agua contra los kilos de más.

Ni el agua engorda ni el agua
adelgaza. Su aporte calórico es nulo. Lo que sí hace es facilitar la digestión
y movilizar el alimento a través del tracto intestinal, favoreciendo la
eliminación de residuos y evitando el estreñimiento, lo que ayuda a adelgazar.
Tampoco es cierto que beberla durante las comidas haga engordar. Si se bebe, se
come menos cantidad, ya que la persona se sacia antes, además de que beber
entre horas disminuye el deseo de comer. Por algo en los regímenes de
adelgazamiento ocupa siempre un lugar preponderante: nada menos que 2 litros al
día, y sin variaciones.



COMPARTIR Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Pin on PinterestBuffer this page