Ana rosa quintana.

t=”300″ v>

ANA ROSA QUINTANA

Su estilo particular, su capacidad de improvisación y su naturalidad han conquistado las sobremesas de miles de hogares españoles que tarde tras tarde siguen su original y ya histórico “magazine”. Casi un mito, Ana Rosa Quintana nos habla de sus esfuerzos y también de sus recompensas

El duro trabajo con el se enfrenta cada día, parece no mermar su simpatía y el éxito no le ha impedido seguir manteniendo la cabeza fría y los pies en el suelo. La naturalidad con que seduce a los televidentes, una de sus mejores bazas, no es una pose aprendida, nace más bien de la seguridad en sí misma y de la tranquilidad con que se enfrenta al duro directo, porque su trabajo no le produce estrés, “aunque sí mucho cansancio”.

Ana Rosa es una apasionada de la radio, medio en el que inició su trayectoria profesional como licenciada en Periodismo por la Universidad Complutense de Madrid. Su paso por Radio Nacional de España, Radio Intercontinental, Radio 80, Radiocadena, Antena 3 Radio y Radio Voz, le dieron el suficiente bagaje para enfrentarse a la televisión, medio que la ha convertido en un personaje tan cotidiano como querido por los espectadores. Presentadora de informativos en el “Telediario Última Edición” de TVE, y de entrañables programas como “Veredicto” y “Nunca es tarde” de Tele 5. En Antena 3, ha conducido los espacios “Sinceramente Ana Rosa Quintana” y “Extra Rosa”, este último junto a Rosa Villacastín.

Pero ha sido “Sabor a ti”, que presenta ahora junto a Antonio Hidalgo, quien ha hecho de ella un personaje inmensamente popular, a la vez que le ha dado la recompensa profesional a sus años de trabajo con premios como “Protagonistas”, y el “TP de Oro”, por su labor como presentadora en “Sabor a ti”.

Su carisma profesional se ve reforzado por una cuidada imagen: “hay que prepararse muy bien, elegir bien la ropa, intentar estar bien maquillada y arreglada”, aunque confiesa no mirarse demasiado al espejo y no cuidarse mucho por falta de tiempo. El fin de semana intenta practicar algo de deporte, “intentono trasnochar y sobre todo, sentirme bien conmigo misma” son las claves de su atractivo. Es sana por naturaleza porque nunca ha padecido una enfermedad importante y nada hipocondríaca; su único punto débil es el tabaco, vicio con el que está en constante lidia por dejar definitivamente.

A pesar de su inmensa popularidad y la consiguiente curiosidad que despierta en el público ha sido muy discreta con su vida privada y ha luchado siempre por salvaguardar su intimidad tras las horas de trabajo. Aún así ha sido inevitable que retazos de su vida se colaran en los medios de comunicación, pero siempre ha sabido llevarlo con elegancia y con una sonrisa en los labios sortea las preguntas indiscretas: “mi vida privada es muy aburrida, prefiero hablar de mi trabajo”.

Madre de un adolescente, lleva una vida plena donde el amor siempre cobra gran importancia “por una persona que quiero lo entregaría todo”. Trabajadora incansable, mujer fuerte y sensible al mismo tiempo, persona de éxito que acepta las decepciones de la vida con una filosofía envidiable: “aspiro a sentir y no sufrir en la vida, pero si para sentir debo de sufrir, lo acepto”



COMPARTIR Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Pin on PinterestBuffer this page