ESTÁS LEYENDO...

Anticelulíticos: el mejor escudo “anti-naran...

Anticelulíticos: el mejor escudo “anti-naranja”

La celulitis afecta de un 90 a un 98% de la población femenina. Con estos datos, no es de extrañar que este problema sea prioritario para los expertos en estética y las empresas cosméticas. Hemos testado las novedades en anticelulíticos, recopilado los últimos hallazgos y seleccionado lo que, de verdad, funciona para así elaborar una hoja de ruta “antiadipocito” útil y, sobre todo, efectiva.

La celulitis (un 57,3%) y la grasa localizada (42,6%) encabezan el ranking de las principales preocupaciones estéticas de las españolas, según se desprende del estudio Somatoline Cosmetic Falsos Mitos sobre Celulitis y Grasa Localizada, realizado por MB Consultores. Uno de los resultados más llamativos de esta investigación es que la mayoría de las encuestadas (un total de 400 mujeres de entre 25 y 56 años) no sabe la diferencia entre grasa localizada y celulitis, y también desconoce que la celulitis no es sólo un tema de grasa localizada. En efecto, es un proceso más complejo en el que el culpable último tiene nombre propio: el adipocito. “Se trata de células grasas que se desarrollan 03D62517durante la infancia y, al crecer, llegan a un número fijo que ya no se multiplica. Lo que ocurre es que estas células grasas tienen la capacidad de engordar, multiplicando así su tamaño”, explica la doctora Teresa Távora, del equipo de Cirugía Plástica y Reparadora del Hospital Vithas Nuestra Señora de América.

Última hora sobre su origen: la lipodistrofia
Se sabe que no hay un único elemento implicado en la aparición de la celulitis. “Aunque el gran factor desencadenante sea el genético, haciendo que las hormonas femeninas actúen reteniendo líquidos y produciendo un mayor fallo en la circulación que favorece la aparición de los acúmulos de grasa, agentes externos como el tabaco, el alcohol, el sedentarismo, la toma de anticonceptivos o una inadecuada alimentación provocan que la celulitis se agrave”, explica el doctor Ángel Luis Sierra, especialista en Mluis serraedicina Estética de la Clínica Londres, de Madrid.

En los últimos tiempos, el papel de un nuevo elemento, la lipodristrofia, relacionada directamente con la mala circulación sanguínea, ha demostrado ser cada vez más determinante en el desarrollo de este problema. “Recientes estudios han demostrado que una de las principales causas de la celulitis es un fallo de la microcirculación de la piel, que conlleva un estancamiento de la grasa y, por lo tanto, una retención de líquidos por la disminución del drenaje, que a su vez vuelve a generar un fallo de la microcirculación, provocando así un círculo vicioso”, comenta el doctor Sierra. Esta fenómeno tiene la peculiaridad de que afecta tanto a las células grasas como al tejido intersticial y a los pequeños vasos sanguíneos. “El acúmulo de grasa en los adipocitos y el depósito en el tejido intersticial de líquidos y toxinas de forma continuada provoca una alteración en la estructura y apariencia de la piel, haciendo que sea visible la tan temida piel de naranja”, señala el experto.

Su DNI

1.      La celulitis es más común en las mujeres latinas que en las nórdicas o asiáticas.

2.      El porcentaje de hombres que tiene celulitis es muy bajo. “Son muy raros los que presentan piel de naranja. Las diferencias hormonales entre hombres y mujeres son uno de los factores que definen mejor la incidencia de la celulitis en el cuerpo femenino”, explica el fisioterapeuta Héctor Huerta, del Hospital Vithas Medimar Internacional.

3.      Es un problema que tiene especial querencia por determinadas zonas corporales: las “preferidas” son los muslos y las nalgas, pero también es frecuente alrededor de las rodillas, el vientre, las pantorrillas y los brazos.

4.      El doctor Ángel Luis Sierra afirma que hay tres tipos de celulitis claramente definidos: “la edematosa, en la que predomina la retención de líquidos; la blanda, un tipo en el que lo que predomina es la grasa; y la dura, que se caracteriza por ser apelmazada y compacta. Para elegir el tratamiento más adecuado es necesario detectar el grado de afectación, desde el nivel donde la paciente presenta una celulitis incipiente, con una ligera piel de naranja al pinzamiento, hasta el grado IV, en el que hay una afectación vascular visible, dolor en la palpación y nódulos muy evidentes”.

5.      No es lo mismo celulitis y kilos de más y tampoco celulitis y flacidez, aunque, tal y como explica el doctor Sierra, “lo normal es que la celulitis vaya acompañada de flacidez, pues el peso de los líquidos que se retienen en la zona afectada y el tejido graso acumulado hacen que la piel ceda y se suelte. Sin embargo, hay mujeres que sólo tienen celulitis y otras que sólo padecen flacidez. Además, mientras que la celulitis suele empezar a manifestarse desde la pubertad, la flacidez es más frecuente en mujeres a partir de los 30, pero sobre todo en la década de los 40. También es muy frecuente que haya una sola zona de flacidez, como la cara interna de los muslos, las nalgas, las rodillas o el abdomen, por ejemplo”.

Activos detox: los imprescindibles
La mejor puesta a punto para mejorar el aspecto de la piel de naranja es suministrar al organismo alimentos y principios que lo “limpien” de toxinas y demás sustancias que Inmaculada Canterlafavorecen la inflamación y, por tanto, la celulitis. La farmacéutica Inmaculada Canterla, directora de Cosmeceutical Center, comenta cuáles son los más efectivos en este sentido y recuerda la necesidad de acudir siempre a profesionales para que realicen una evaluación personalizada y proponga los más adecuados a cada caso:

·        Mango africano: tiene la capacidad de inhibir la producción de grasa mediante determinados efectos sobre ciertas enzimas que regulan el metabolismo. También reduce la absorción de carbohidratos, inhibiendo la enzima amilasa.

·        Té verde: aumenta la termogénesis y quema de grasas. Contiene aproximadamente el 7% de cafeína, que es un excelente diurético; posee un marcado efecto lipolítico y ayuda a reducir el número de adipocitos.

·        Café verde: uno de sus ingredientes, el ácido clorogénico, tiene un efecto “quemador de grasas” que poco a poco se va haciendo más popular para la lucha contra la celulitis y la grasa localizada. Además, disminuye la absorción de azúcares y acelera la combustión de las grasas.

·        L-carnitina: ayuda a mover los ácidos grasos hasta la mitocondria de la célula para conseguir así que la grasa se use como combustible.

·        Alcahofa: las sustancias amargas que contiene (cynarin) estimulan los procesos digestivos y metabólicos y activan la función del páncreas, de la vesícula biliar y del hígado. La alcachofa está considerada como uno de los mejores drenadores hepáticos, y favorece también la reducción del colesterol.

·        Diente de león: es una planta depurativa indicada para purificar el organismo de elementos tóxicos. Actúa sobre el hígado, el riñón y la vesícula biliar y, gracias a su efecto diurético, ayuda a evitar la aparición de las piedras en el riñón. Además, es un tónico digestivo contra el estreñimiento.

·        Cardo Mariano: su ingrediente activo, silimarina, es un compuesto químico extraído de sus semillas que ayuda a reducir los niveles de colesterol, mejora los de azúcar y es un potente antioxidante, además de mejorar la capacidad de eliminar toxinas del organismo y favorecer la pérdida de peso.
productos detoxCosmética + automasaje: el tándem ganador
El masaje es un gesto absolutamente imprescindible e insustituible para plantar cara a la celulitis. Isabelle Pacchioni, fundadora de Puressentiel y autora del libro Auto-masajes con los aceites esenciales, explica por qué: “este tipo de masaje ayuda a romper la grasa, a drenar los líquidos acumulados y facilita también la penetración daceite de abedule los aceites esenciales (los más indicados son los de limón, mandarina, pomelo y romero) o las cremas. Si dedicamos cada día unos minutos a realizar este automasaje y lo incorporamos a nuestra rutina de cuidados diarios, conseguiremos mejorar y combatir la celulitis”. Esta experta ofrece las claves para hacer un automasaje anticelulítico diario, todas las noches o, mejor aún, cada mañana después de la ducha, presionando los puntos reflejos de las zonas afectadas por la celulitis durante 3 minutos:Aceite adelgazante

1.      Aplicar el aceite o producto anticelulítico, haciéndolo penetrar mediante suaves masajes, siempre de abajo hacia arriba.

2.      En la cara interna de la rodilla, estimular, presionando, el punto reflejo situado en esa zona.

3.      Hacer lo mismo en los puntos reflejos situados en el vientre.

4.     En las caderas, presionar los putos reflejos en esta zona y en los muslos.

Cuatro trucos maestros

1.     Exfoliar e hidratar: una piel con celulitis suele ser más fina, y, por tanto, más delicada. Para reforzarla, lo ideal es mantenerla hidratada y libre de células muertas, principal “misión” de la exfoliación, para que su autorregeneración sea eficiente.

2.      Dormir un mínimo de 8 horas. Estudios recientes demuestran que un sueño insuficiente fomenta la acumulación de grasa por parte del organismo.

3.      Aplicar automasajes nocturnos, con dirección ascendente, que favorezcan el retorno venoso y la reabsorción de los líquidos acumulados en los tejidos durante el día.

4.      Utilizar un cojín en los tobillos siempre que se esté en posición horizontal, para mejorar así la circulación y evitar la hinchazón.

La “cosecha del 2016”
El denominador común de las anticelulíticos de vanguardia cosechados este año es una combinación de texturas ligeras, una aplicación más cómoda y la casi “omnipresencia” de un ingrediente: la cafeína. Está demostrado que esta sustancia juega un importantísimo papel, ya que actúa directamente sobre la cadena de degradación lipolítica, permitiendo así transformar los triglicéridos que contiene el adipocito en ácidos grasos libres, que son mucho más fáciles de eliminar. Hemos probado y testado algunas de estas novedades y estos son los resultados:
anticeluliticos

Alimentación, ejercicio… y sal marina
Para combatir la piel de naranja, los expertos de Vithas Medimar Internacional recomiendan seguir tres pautas básicas:

1- Dieta adecuada
Tanto la comida basura como las bebidas gaseosas y los alimentos de alto contenido en azúcares son captados por la sangre y se acumulan en la piel en forma de grasa, mientras que el consumo de alimentos sanos como frutas y verduras impide que se continué acumulando tejido adiposo en ciertas zonas del cuerpo. También hay que limitar el consumo de sustancias perjudiciales como el alcohol, el café o el tabaco, y reducir el de sal, ya que provoca retención de líquidos y mala circulación. Además, la ingesta diaria de colágeno, silicio, ácido hialurónico y vitamina C contribuye al control de la acumulación de grasa.

2- Ejercicio
La práctica de una rutina de ejercicios es útil para quemar la grasa que se acumula en los adipocitos. Las actividades más recomendables en este sentido son las rutinas aeróbicas de bajo impacto y larga duración (natación, caminar, elíptica, montar en bici o correr), combinadas con ejercicios de tonificación para luchar contra la flacidez. Hay que adaptar las rutinas a cada caso: si se tiene mucha celulitis y menos flacidez hay que hacer más aeróbicos, y si es el contrario, se debe priorizar la tonificación.

3- Masajes y exfoliación
Los masajes ayudan a eliminar la grasa localizada, favorecen el retorno venoso y eliminan el exceso de líquidos en piernas y abdomen. “Pero además de los masajes, es importante mantener la piel muy hidratada y exfoliada. Simplemente utilizando arena o sal gruesa y mezclarla con el gel de baño para exfoliar la piel será suficiente para eliminar las células muertas”, explica el fisioterapeuta Héctor Huerta.








Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.