ESTÁS LEYENDO...

Belinda washington. hay que cuidarse sin esclaviza...

Belinda washington. hay que cuidarse sin esclavizarse.

Fue chica Hermida e inolvidable compañera de Chapis en ¡Qué me dices!, programa que revolucionó el mundo del corazón. Desde entonces ha paseado su sonrisa y naturalidad por la pequeña pantalla, donde podemos verla en El planeta de los niños de la 2 de TVE, y en Flash Back de Canal Sur. Sin embargo, para ella, su mayor triunfo es haber formado una familia de la que se siente orgullosa. Se le cae la baba cuando habla de sus dos hijas, de las que dice, le han enseñado a redescubrir el mundo, a ver las cosas con otros ojos. Belinda odia la ostentosidad y el lujo. Su máxima es la sencillez y pasar por la vida siendo útil. Disfruta cocinando o leyendo un libro junto a la chimenea, y si se pierde durante una temporada, lo tiene muy claro, Escocia, su país de origen, es el lugar donde podemos encontrarla.

  • Actualmente compaginas dos programas de TV muy diferentes, El planeta de los niños y Flash back ¿cuál es la horma de tu zapato en formato televisivo?

Todo lo que sea directo, sobre todo magazines y programas sobre relaciones humanas. La verdad es que estoy contenta con mi trayectoria profesional, sólo echo en falta hacer algo más de cine o series de TV, explotar un poco más mi faceta de actriz, pero dejo que las cosas fluyan, hasta ahora me ha ido bien así.

  • Tú presentas un programa basado en la hipnosis, si te sometieras a una regresión ¿qué momento te gustaría revivir?

Yo creo en la reencarnación y ese tipo de cosas, aunque les tengo mucho respeto. Me gustaría revivir vidas anteriores o volver al vientre materno, sería una experiencia muy interesante.

  • Desde dentro, ¿cómo ves la TV actualmente? ¿qué le sobra y qué le falta?

Echo de menos más programas didácticos tipo El planeta de los niños. A la TV actual le falta explotar más su función de instrumento para enseñar? y quizás le sobren programas del corazón.

  • Como periodista, ¿qué noticia te gustaría dar?

Sin duda que no hay hambre ni guerra en el mundo.

  • ¿Qué has tenido que sacrificar por tu carrera televisiva?

Uf!, mucho, sobre todo momentos familiares, pero como disfruto mucho con mi trabajo, no me cuesta. Además, esta profesión tiene sus momentos, y yo intento aprovecharlos al cien por cien.

  • Sin duda, la imagen es muy importante para una presentadora. 

¿Te cuidas mucho? ¿Sigues algún tipo de dieta o vas al gimnasio regularmente?

Si, hago ejercicio regularmente e intento cuidar mi alimentación, porque me encanta comer y me encanta cocinar. Pero eso sí, hay que cuidarse sin esclavizarse.

  • Cuando no trabaja, ¿cómo es un día normal en la vida de Belinda Washington?

No hay despertador. Me dejo llevar, sobre todo intento disfrutar de mis hijas, pasar un día familiar. Pasear, leer junto a la chimenea…Ah! y cocinar con mi hija mayor, que me encanta.

  • ¿Cómo compaginas el ser madre de dos niños con tu trabajo?

Haciendo juegos malabares. Tengo suerte porque tengo mucha ayuda en casa y también por parte de mi marido. Pero además, mis hijas son dos ángeles.

  • ¿Qué te han enseñado tus hijas?

A sorprenderme con la vida. Cuando nos hacemos mayores, lo catalogamos todo y ellas me han enseñado a redescubrir todo con sus ojos, es maravilloso.

  • Sueños por cumplir en el terreno personal

Ninguno, la vida me ha regalado tanto…no le puedo pedir más.

  • ¿Qué importancia le das a los medicamentos, acudes con frecuencia a tu médico o vas a la farmacia y te dejas aconsejar?

Al tener dos niñas pequeñas, visito con frecuencia la farmacia. Me gusta mucho la medicina natural, creo que puede ser compatible con la tradicional, la homeopatía y todo lo que relaciona cuerpo y alma. 

  • Tu secreto de belleza

Cuidarme, no fumar y desmaquillarme siempre muy bien. Pero, sobre todo, ser feliz por dentro.

  • Un truco?

Soy muy amiga de las recetas tradicionales… Una mascarilla con una yema de huevo, un poquito de aceite de oliva y una gota de limón resultan una mezcla estupenda o azúcar y jabón de glicerina como exfoliante.

  • Qué no falta jamás en tu bolso

Uf! Mi bolso es el de Mary Poppins, llevo de todo. Analgésicos, chupetes, un libro….de todo.

  • Y en tu maleta?

La plancha y un buen libro.

  • Qué te importa más

La salud, la justicia, la solidaridad y pasar por la vida siendo útil.

  • Que te deja indiferente

La ostentosidad y el lujo

  • Tu mejor virtud

La sinceridad y la alegría

  • Un defecto confesable

La impuntualidad, aunque no para el trabajo. La impulsividad, la impaciencia y el desorden en mis cosas.

  • El mejor momento de tu vida

El día que conocí a mi marido o el día que nacieron mis dos hijas.

  • Un lugar para perderte

Siempre Escocia, volver a mis orígenes.



COMPARTIR Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Pin on PinterestBuffer this page