ESTÁS LEYENDO...

Caída del cabello: ¿qué es el minoxidilo y para qu...

Caída del cabello: ¿qué es el minoxidilo y para qué sirve?

Caída del cabello: ¿qué es el minoxidilo y para qué sirve?

“Me preocupa la cantidad de pelo que se me cae, suele ocurrirme después del verano. Me cepillo el pelo y me traigo una cantidad de pelo exagerada. ¿Esto es normal?”

Nos escribe… Amalia (Cádiz)

El cabello se produce a partir de los folículos pilosos localizados en la superficie de la piel. Originalmente, se desarrolla en las primeras etapas de la vida fetal, y se cae en ciclo regular durante toda la vida. Nuestro cabello puede experimentar entre 25 y 30 ciclos a lo largo de toda nuestra vida, ya que, al igual que las células de nuestra piel, nuestro cabello se renueva de manera natural. El ciclo capilar no está sincronizado en los humanos. Normalmente, el cuero cabelludo tiene una mayoría de cabellos en la fase de crecimiento (fase anágena), y una minoría en las fases de transición (fase catágena) y de reposo (fase telógena) del ciclo. La fase de crecimiento de los folículos pilosos del cuero cabelludo tiene una duración mayor que la de las otras fases, y esta duración está relacionada con la longitud final del cabello.

    Todos perdemos entre 50 y 80 cabellos al día. Nuevos cabellos con un ciclo de vida medio de 2 a 7 años sustituyen a los que perdemos diariamente.

Todo lo que lo arranca

El pelo sufre influencias de todo el organismo: en particular hormonales, estrés, fatiga, etc. Pero, además, con el cambio estacional, en otoño, aumenten los problemas de caída, debilidad en el pelo y hasta aparición de eczemas. Además del cambio estacional, la caída del cabello puede estar provocada por:
El consumo de algunos medicamentos como anticoagulantes o tratamientos para el cáncer, betabloqueantes, antidepresivos, antiinflamatorios no esteroideos. Algunos anticonceptivos pueden provocar igualmente caída, debido al aumento de concentración de testosterona.
• Situaciones de estrés o un shock psicológico.
Dietas desequilibradas.
• El sobrepeso puede provocar síndrome metabólico, en el que aumenta mucho la cantidad de insulina en el canal sanguíneo y aumentan los niveles de testosterona, los cuales están ligados frecuentemente a mayor caída de cabello y a la alopecia androgénica.
Problemas en la tiroides. Tanto el hipotiroidismo como el hipertiroidismo pueden provocar una caída más importante del cabello. Las hormonas tiroideas controlan entre otras funciones, la velocidad de los procesos metabólicos, por lo que pueden provocar directamente el cambio en el ciclo del cabello y también estar disminuida la absorción de nutrientes esenciales.

Minoxidilo: el “defensa”

El minoxidilo es un vasodilatador que aumenta el riego sanguíneo en el cabello, y por ello mejora la nutrición del folículo. Es el producto más eficaz por excelencia para la caída estacional y sólo es necesario usarlo durante unas semanas. En cuanto al champú, lo ideal es utilizar alguno que contenga biotina, conocida también como vitamina B8, H o B7 y que forma parte del proceso natural de formación del cabello, mejorando su crecimiento. También puede ayudar la ingesta de suplementos dietéticos con biotina, dexpantenol, ácido pantoténico o provitamina B5, queratina, aminoácidos azufrados y minerales como el hierro y el zinc.

    La carencia de hierro y zinc puede provocar la caída del cabello. Tomando suplementos de estos minerales, el riego sanguíneo y la oxigenación del folículo del cabello mejorará, evitando la caída.




¿TE HA GUSTADO ESTE ARTÍCULO?

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.