Codo de Tenista


Tengo un fuerte dolor en el brazo y mi médico me ha diagnosticado un “codo de tenista” pero yo no he jugado al tenis en mi vida. ¿Se me quitará sólo con analgésicos? Rosa E. (Zamora)


 

Aunque se llame codo de tenista, es un proceso que afecta a las personas que mueven los músculos del antebrazo y muñeca repetidamente, no sólo con el tenis. Los músculos se unen a los huesos gracias a los tendones. El hueso que va desde el hombro al codo se llama húmero. A la altura del codo presenta un bulto a cada lado, los epicóndilos, que son los lugares por donde se sujetan los tendones.


 

Las personas que tensan los músculos de la misma forma muchas veces pueden provocar una inflamación de los tendones, la cual cursa con dolor y, si no se trata, puede llegar a ser crónico. Esto se llama epicondilitis lateral o codo de tenista, que se nota principalmente cuando se mueve la muñeca de forma repetida, pues dichos tendones ayudan a extender la muñeca y los dedos. Así, el dolor empieza en el codo y puede bajar hasta la mano.


 

El tratamiento se dirige a la eliminación de la inflamación y del dolor. Por ello, es muy importante procurar el reposo del brazo afectado para reducir la inflamación. La aplicación inicial de frío en la zona dolorida, el masaje de la misma y la administración de analgésicos pueden proporcionar una buena ayuda disminuyendo la inflamación y evitando el dolor de la zona. No obstante, la visita al médico, que indicará ejercicios para realizar en casa así como ciertas coderas e incluso antiinflamatorios, son esenciales para combatir el proceso.


 

Tan importante como el tratamiento es la prevención de recidivas. Para ello, no repitas los procesos que te han conducido a la inflamación y el dolor de tu codo de tenista.


 

Recuerda:


 

– Evita los movimientos repetitivos de la mano

– No hagas posturas forzadas durante mucho tiempo

– No aprietes continuamente objetos con la mano

– Trabaja siempre con posturas cómodas

– Paracetamol, aspirina o ibuprofeno pueden aliviar pero no son la solución definitiva

– El frío es bueno para la inflamación inicial



COMPARTIR Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Pin on PinterestBuffer this page