ESTÁS LEYENDO...

Cosmética capilar, ¡al rescate!

Cosmética capilar, ¡al rescate!

Cosmética capilar, ¡al rescate!

¿Qué le pasa a mi pelo? Es el momento de echar mano de la cosmética capilar

Un cuero cabelludo tranquilo se vuelve, de repente, “intratable”, las canas toman el mando sin previo aviso, el champú “de siempre” se niega funcionar… Pero ¿qué le pasa a mi pelo? Es el momento de echar mano de la cosmética capilar

Corto o largo; liso o rizado; natural o teñido; “juvenil” o “veterano”… Todas las tipologías capilares atraviesan sus momentos de crisis y tienen que lidiar, ya sea puntualmente o de forma crónica, con situaciones que afectan a las distintas partes de la estructura del cabello (raíz, tallo y cutícula). La mala noticia es que el pelo perfecto no existe. La buena: que se puede hacer mucho -¡muchísimo!- para abordar todos problemas que nos traen “de cabeza” gracias a los avances en el conocimiento del comportamiento de capilar materializados en productos cada vez más específicos, que permiten cuidados efectivos y a medida.

A vueltas con la alopecia

Tal y como comentan desde la nueva Unidad de Tricología en el complejo hospitalario Ruber Juan Bravo, de Madrid, la caída del cabello es una causa cada vez más frecuente en las consultas de dermatología debido tanto a la mayor prevalencia de las patologías asociadas al pelo como al creciente interés por mantener en buen estado el cabello como signo de buena salud. Pero, ¿qué se entiende por caída capilar? “En el cuero cabelludo existen aproximadamente 100.000 cabellos. El tallo piloso está compuesto principalmente por queratina y también por proteínas y aminoácidos. La porción externa del pelo (la que es visible) sólo está compuesta por células inertes, creciendo a partir del folículo piloso (el órgano que genera el pelo y que se encuentra dentro del cuero cabelludo). Este folículo es una estructura muy activa, con múltiples células madre, que aseguran el correcto desarrollo capilar el cual, a su vez, presenta una larga frase de crecimiento o anagen. Además, de forma natural, los pelos pasan en algún momento a una fase de caída para dar posteriormente paso a nuevos cabellos”, explica la doctora Claudia Bernárdez, responsable de esta Unidad de Tricología.

En cuanto a las razones por las que se nos cae el cabello más de la cuenta, dando lugar a lo que se conoce como alopecia, la doctora comenta que las causas son múltiples y variadas: “En la consulta, el primer dato a buscar es determinar si se trata de una caída no cicatricial (es decir, reversible), o cicatricial; estas últimas son controlables, pero no fácilmente reversibles. Las reversibles son las más frecuentes, y entre ellas encontramos los efluvios, la alopecia androgenética y la alopecia areata. Hay que tener en cuenta que la alopecia afecta tanto a las mujeres como a los hombres, siendo unas más frecuentes que otras según la edad y el estado de fertilidad del paciente”.

El abordaje de este y otros problemas capilares se hace en las consultas de Tricología, en las que se realiza un examen exhaustivo del cuero cabelludo y el tallo piloso tanto visualmente como a través de una técnica, la tricoscopia. “En función de las alteraciones observadas, en ocasiones se amplía el estudio con analítica de sangre y/o biopsia de la zona. Según de los resultados, se plantearán las soluciones más beneficiosas para el paciente, combinando tratamientos médicos con medidas de tratamiento intensivo como la mesoterapia o los factores de crecimiento en aquellos que deseen una mejoría más rápida”, señala Claudia Bernárdez.

En el campo de los tratamientos cosméticos hay, por suerte, constantes novedades. Una de las últimas la ofrece René Furterer, dentro de su ritual de cuidados anticaída: Triphasic Progressive, un concentrado que actúa en las tres etapas clave de la vida del cabello (activa el nacimiento, prolonga el crecimiento y retrasa la caída) e incorpora un cabezal diseñado para masajear el cuero cabelludo durante la aplicación.

Sigue leyendo

1 2




¿TE HA GUSTADO ESTE ARTÍCULO?

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.