ESTÁS LEYENDO...

El 27% de los adolescentes con adicción a internet...

El 27% de los adolescentes con adicción a internet presenta problemas de conducta y el 57% prefiere las ciber relaciones frente a las personales

¿Cuándo se puede hablar de adicción a internet? ¿Existen causas biológicas asociadas? ¿Cuáles son las características clínicas de la adicción a las tecnologías de la información (TICs)? Algunas de estas preguntas se han respondido durante el VI Congreso Nacional de la Asociación Española de Psiquiatría Privada, que se está celebrando esta semana en Sitges. Según el doctor Jesús de la Gándara, del Hospital Universitario de Burgos y que ha participado como ponente en dicho Congreso, “los estudios epidemiológicos publicados presentan una gran variabilidad dependiendo de las zonas analizadas y además nos enfrentamos al problema de la falta de instrumentos de medida y valoración diagnóstica”. En este sentido, según análisis realizados, la zona del mundo en la que más incidencia existe de adicción a internet en niños y adolescentes es en Corea del Sur, donde el 24% de los pacientes niños diagnosticados de adicción a internet requiere hospitalización.

El doctor de la Gándara destaca las características descriptivas clínicas de este tipo de adicción: “se estima que el 10% de los niños y adolescentes con adicción a internet presenta síndrome de la puerta cerrada, el 57% prefiere las cíber relaciones a las relaciones personales, el 27% presenta problemas de conducta y la mayoría de ellos hace uso de las nuevas tecnologías sin control adulto”. No obstante, este experto destaca que las nuevas tecnologías también producen beneficios en el cerebro humano, ya que pueden repercutir en una rápida evolución cerebral, si bien en la actualidad aún no hay evidencia científica al respecto.

En cualquier caso, tal y como se ha puesto de manifiesto durante el Congreso, el uso de internet, sea cual sea su contenido -juego, sexo, búsqueda de información o chateo-, se convierte en adicción cuando tiene repercusiones sobre la salud y existe una pérdida de control sobre este uso. “La patogenia es similar a otros tipos de adicciones: hay un inicio, seguido de reiteración, consolidación, pérdida de control y complicaciones y síndrome de abstinencia”, afirma el doctor de la Gándara. Asimismo, este experto hace hincapié en que cuando un adolescente o un adulto presentan abuso de nuevas tecnologías y estrés tecnológico, el riesgo de que se presente este tipo de adicción es muy alto y afecta a la mayoría.

Los padres deben estar alertas, en este sentido, a una serie de cuestiones en relación al uso de internet y TICs, como el anonimato, la adopción de doble personalidad en internet, el aumento del peso de la personalidad adquirida a través del personaje se usa en la Red y el uso de la misma para paliar o cubrir otras necesidades. Por otra parte, el doctor de la Gándara destaca la relación de otros problemas con el uso de las nuevas tecnologías, y es que, por ejemplo, “los pacientes con hiperactividad presentan una utilización inadecuada de internet”.

Desde el punto de vista de la Neurobiología, el doctor de la Gándara explica que “se presenta un deterioro de la actividad del neurotransmisor 5HT, todo remite a los sistemas cerebrales de recompensa como en otro tipo de adicciones, lo que genera un conflicto que la serotonina intenta modular”. Sin duda, a ello hay que sumar el factor medioambiental, “algo que tiene un gran peso, teniendo en cuenta, por ejemplo, que cuanto más abusadores de las nuevas tecnologías de la información son los padres más lo son los hijos”, concluye el doctor de la Gándara.

Cambios en las tendencias en drogodependencias

Durante el VI Congreso de la Asociación Española de Psiquiatría Privada también se ha analizado la evolución de las drogodependencias en España. El doctor Carlos Roncero, del Hospital Universitario Vall d’Hebrón de Barcelona y vice-secretario de la Sociedad Española de Patología Dual (SEPD), ha destacado una serie de cambios epidemiológicos, conductuales y clínicos en la actualidad. En este sentido, se ha puesto de manifiesto un cambio en las tendencias de consumo de sustancias tóxicas: “Las sustancias protagonistas en cuanto a consumo en España siguen siendo la cocaína y el cannabis, que aumentaron en gran medida durante la pasada década aunque están empezando a disminuir. Por ejemplo, el cannabis se mantiene como cuarta causa de consulta por consumo de sustancias y persiste la existencia de pacientes con dependencia a medicamentos, si bien se han sumado nuevas sustancias, como la ketamina o el cannabis sintético, cuyo uso ha aumentado en los últimos ocho años”.

En el cambio de los patrones de consumo, el doctor Roncero destaca además el hecho de “quien consume estas nuevas sustancias, consumen también cocaína, cannabis o alcohol”. Además, este experto afirma que estamos asistiendo al “consumo emergente de ketamina y cannabis sintéticos, como inciensos, fertilizantes, sales de baño, etcétera”. Por otra parte, no menos importante es el hecho de que cada vez haya más presencia de patología dual, de forma que, según el doctor Roncero, “el 70% de los adictos a sustancias presenta patología dual”.

Por otra parte, este experto ha destacado los cambios en los recursos, de forma que en los últimos años se está trabajando en nuevas herramientas, adaptadas a las necesidades los pacientes, como son los programas de reducción de daño, cuyo objetivo es que si se consumen sustancias tóxicas se haga con el menor daño posible, y los programas de patología dual. “Es fundamental que ambos programas sean accesibles a los pacientes en la mayor medida posible”, explica el doctor Roncero.



COMPARTIR Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Pin on PinterestBuffer this page