ESTÁS LEYENDO...

El aborto centra el VII Congreso Nacional de Bioét...

El aborto centra el VII Congreso Nacional de Bioética

El aborto centra el VII Congreso Nacional de Bioética

La presidenta de la Asociación Española de Bioética y Ética Médica, Natalia López Moratalla, juzga “incongruente” el dictamen del Comité de Bioética al respecto de la denominada ‘Ley del Aborto’. No es coherente “reconocer que la vida empieza en la fecundación y luego aprobar el plazo de las catorce semanas”, ha manifestado.

Asimismo, López Moratalla ha reconocido que la decisión de dicho comité era previsible, aunque, ha añadido, sí cabía esperar “un poco más de sentido común”. La presidenta de AEBI ha realizado estas declaraciones durante la Rueda de Presentación del VII Congreso Nacional de Bioética, que organizan dicha asociación y la Universidad CEU San Pablo durante los días 8 y 9 de octubre en el Hospital Madrid Norte Sanchinarro.

En el curso de su intervención, López Moratalla, ha destacado, como uno de los objetivos del congreso, dar a conocer los daños que sufre la mujer “en su salud reproductiva y psíquica” después de que le sea practicado un aborto. Una realidad que está científicamente constatada y que tiene manifestaciones mesurables, como son los “cambios de volumen en el hipocampo”, reacción idéntica a la observada en “ex combatientes de Vietnam o víctimas del 11-S”.

En este sentido, e interpelada en el turno de preguntas, la catedrática de Bioquímica y Biología Molecular, ha reseñado estadísticas como la de la media mundial de suicidios de mujeres, que indica que más del 70% de mujeres que cometen suicidio han sufrido previamente un aborto.

A juicio de López Moratalla, el estrés postraumático en mujeres que han abortado es una realidad “que se sabe y se está ocultando”. Como también se silencia la “discriminación de  Salud , Farmacia , Psicología , Belleza, Medicamentoslos discapacitados” que se produce a raíz de una mala interpretación del diagnóstico prenatal. Sobre esta cuestión, ha lamentado la difusión de la idea de que “hay determinadas enfermedades que quitan el derecho a vivir”.

“No es una técnica de control de calidad”

En consonancia con López Moratalla se ha expresado la experta en Medicina Familiar y Comunitaria del Centro de Salud Plaza del Ejército SACYR, Carmen de la Fuente Hontañón. Tal como ha manifestado, es preciso puntualizar que las técnicas de diagnóstico prenatal “no son técnicas de control de calidad”.

Por ello, ha juzgado necesario considerar que los ‘cribados poblacionales’ sirven para discernir quién puede estar enfermo y quién no, y que, en ningún caso, constituyen un diagnóstico. Por ello, ha criticado que, en función de las pruebas de cribado, se ofrezca la reducción del embrión. “No tenemos la evidencia de cuántos de estos abortos eran niños normales”, ha declarado.

Por su parte, la decana de la Facultad de Medicina, Inma Castilla de Cortázar, ha reprochado también al Gobierno, y concretamente a su presidente, la falta de coherencia. “Mientras el presidente del Gobierno hacía un ejercicio legítimo de protección de la intimidad de sus hijos (en referencia a la fotografía con el presidente Obama) el Consejo de Ministros aprobaba un proyecto de ley que conculca el derecho de los padres a proteger y orientar a sus hijos en una tarea tan delicada como someterse a un aborto”, ha recalcado.

Además, Castilla de Cortázar, ha deplorado el hecho de que quienes no tienen “la menor noción” de los mínimos fundamentos biológicos, “pretendan convencernos de que en algún momento de nuestra vida no fuimos humanos”.

La edición de 2009, que lleva por título “Bioética y con-ciencia”, planteará un análisis sobre las cuestiones en las que se debate la actualidad y los avances en Neurobiología, Psiquiatría o Biología Molecular. Asuntos que serán abordados por expertos de centros hospitalarios y educativos de referencia a nivel nacional. Se adjunta programa en PDF del Congreso.

“Hay demasiada alegría en la investigación”

En este mismo marco, el doctor en Biología y catedrático de Genética de la Universidad de Alcalá de Henares, Nicolás Jouve ha esbozado los adelantos en la prevención y tratamiento de enfermedades gracias a los últimos avances en Genética y ha subrayado el valor de su finalidad terapéutica. También ha advertido, de técnicas, sobre todo, en diagnóstico preimplantatorio, en las que se puede caer en la selección embrionaria, hecho ante el que ha comentado que a veces “hay demasiada alegría en la Investigación”.

 Asimismo, Javier Valero de Bernabé , Jefe de la Unidad de Medicina Fetal del Hospital Montepríncipe y profesor de la CEU USP, remarca que a la hora de llevar a cabo un diagnóstico o proceso perinatal, “hay que tener en cuenta los límites del tratamiento, que van a estar condicionados por la fiabilidad de la prueba y el riesgo que conlleve para el feto”

Requero califica de “inconstitucional” la Reforma de la Ley del aborto

El magistrado de la Audiencia Nacional, José Luís Requero, ha calificado de “inconstitucional” la reforma de la vigente Ley del aborto, y ha hecho referencia a las investigaciones judiciales a clínicas abortistas. Según el letrado, es una reforma que procura “salvar las ilegalidades cometidas por estas”. Así lo ha manifestado en la clausura del VII Congreso Nacional de Bioética.

En torno a la ilegalidad de la reforma, Requero ha destacado que el Gobierno se basa en una falsedad científica, ya que desde diferentes ámbitos “se ha negado la categoría humana al no nacido -ha agregado- a base de mudarlo a golpe de categorías ideológicas”.

“Otra falsedad es que la sociedad reclame esa ley”, ha argumentado el magistrado, que sostiene que la reforma se basa en “exigencias de las clínicas abortistas o de un feminismo radical o de género”

En referencia a estas ideas, Requero afirma que el aborto se ha convertido para la ideología de género en la “quintaesencia de la liberación de la mujer”. Argumenta el juez, que en una sexualidad sin límite moral, se llega a sustituir el concepto de ´moral sexual´ por el de `salud sexual´, en la que se da a entender que sólo se interviene en un contexto fisiológico en el que “hay que desprenderse de todo obstáculo o consecuencia indeseada“. 

Así, añade, “se quiere presentar la cuestión como un debate social”. Y con esta finalidad, el Congreso de los Diputados creó una subcomisión a finales de 2008, que realizó un estudio sobre la aplicación de la legislación en materia de interrupción voluntaria del embarazo, afirma Requero. Sin embargo, finalmente, “los trabajos se realizaron a puerta cerrada porque se sabía que no había un respaldo social por parte de la población”.

De la misma forma, Requero niega que existan razones de seguridad jurídica que la sostengan. “La Ley de 1985 -dice el magistrado- era bastante clara, y otra cosa distinta era que se incumpliese”. Además, es inadmisible que tras años de infracciones en estas materias “quienes han propiciado este gran fraude- en referencia a las clínicas- invoquen la situación así creada como pretexto para cambiar la ley”

Otro aspecto de falsa legalidad, destaca el letrado es la que hace referencia a “la manida homologación a los países de nuestro entorno, así como que venga exigida por tratados suscritos por España”, cuando en realidad “no los hay”, explica Requero.

Inconstitucionalidad olvidada

El artículo 15 de la Constitución, que refleja el deber del Gobierno de defender al no nacido, se puso en peligro a partir de que en 1985, se introdujera un sistema de indicaciones sobre esta materia. Comenta el juez, que el primer ministro de justicia de la época de Felipe González, Fernando Ledesma, responsable de la actual Ley del aborto, defendió la despenalización parcial del aborto en casos excepcionales.

El Tribunal Constitucional, entonces admitió la posibilidad de despenalizarlo siempre que el Estado se comprometiera a proteger al no nacido “a través de otra vía no penal”. En este sentido afirma el juez, nos encontramos que en el paso de veintitrés años, el mismo Estado “no ha hecho nada para rellenar el hueco que dejó con la renuncia a la protección legal del nasciturus”.

Además, indica Requero, el Gobierno no sólo no ha exigido rigor en la constatación de las indicaciones, atrayendo así el negocio del aborto legal, sino que “no ha realizado nada para parar el incremento de las cifras de éste, ni ha integrado en la Educación un planteamiento favorable a la vida humana”.





¿TE HA GUSTADO ESTE ARTÍCULO?