ESTÁS LEYENDO...

El programa de rehabilitación postparto del suelo ...

El programa de rehabilitación postparto del suelo pélvico pone las nuevas tecnologías al servicio del paciente

El embarazo y el parto generan una situación excepcional y conllevan un sobreesfuerzo desde el punto de vista físico para las pacientes, implicando además un daño para el suelo pélvico de éstas que, de no recuperarse adecuadamente, puede desembocar a medio plazo en problemas de incontinencia y disfunción sexual.

Para prevenir estos problemas es necesario que toda mujer que de a luz, incluso si es mediante cesárea, realice rehabilitación postparto del suelo pélvico; una recomendación de la que cada vez más mujeres son conscientes, por lo que se ha convertido en una demanda creciente en la sociedad.

Sin embargo, el principal problema al que se enfrentan las mujeres para realizar esta actividad, que debería iniciarse a partir de las seis semanas del parto, es que su conveniencia se plantea en una etapa de su vida caracterizada por la falta de tiempo, dadas las atenciones que requiere su recién nacido y ella misma, a la que se suma el que requieren las sesiones de rehabilitación y los desplazamientos para realizarlas, teniendo, además, que adaptar esos horarios a los de sus bebés y las necesidades de éstos. Ante las numerosas tareas y situaciones que debe compatibilizar, muchas mujeres pueden plantearse desatender esta actividad, sin embargo tan necesaria para su futura salud y bienestar.

Coordinación, ahorro de tiempo y nuevas tecnologías

Para paliar esta situación, atender a las demandas de las población femenina y facilitarles la gestión de su tiempo y del cuidado de su salud, HM Hospitales ha puesto en marcha un Programa de Rehabilitación del Suelo Pélvico Postparto dirigido a pacientes no patológicas que organiza la coordinación entre los equipos ginecológicos del grupo y su Unidad de Suelo Pélvico para evitar en lo posible a las mujeres el tiempo empleado en desplazamientos, aprovechando la incorporación de las nuevas tecnologías y el control telemático, gracias al Sistema Birdi.

Así, la valoración inicial de la paciente y su posible rehabilitación se realizan en las consultas de los equipos ginecológicos de HM Hospitales, y el Sistema Birdi, desarrollado en exclusiva por una startup de Telefónica I+D, permite a la mujer seguir desde su propio domicilio el cumplimiento y la modificación de los ejercicios, cuyo control se realiza íntegramente desde la Unidad de Suelo Pélvico del grupo.

La rehabilitación del suelo pélvico se basa en la ejercitación de los músculos de la zona mediante la contracción repetida de los mismos, y su correcta realización es responsabilidad tanto del fisioterapeuta, que debe enseñar a la paciente cómo ha de realizar correctamente dicha contracción, como de la mujer, que debe ser constante en su actividad.

En ambos aspectos, el tratamiento con este programa de telerrehabilitación del suelo pélvico resulta muy beneficioso, al facilitar que los ejercicios se realicen de forma correcta y regular y así mejorar su efectividad. Y es que la técnica de biofeedback, que consiste en la aplicación de una sonda vaginal que registra la contracción muscular y la transmite a una pantalla, permite que la paciente pueda ver si está realizando correctamente el ejercicio, al tiempo que constituye una estrategia fundamental para mejorar el cumplimiento terapéutico.

En concreto, el Sistema Birdi consta de un dispositivo que consiste en un conversor digital de presión con conexión bluetooth, y una sonda vaginal de presión. La sonda se encarga de reflejar los cambios de presión producidos en la musculatura pélvica durante los ejercicios, mientras que el conversor digital toma las mediciones de la presión y las transmite vía bluetooth a un terminal móvil o a un ordenador personal en el que se encuentra instalada la aplicación de realización de ejercicios y biofeedbak.

Seguimiento a distancia del profesional
El sistema dispone igualmente de una serie de imágenes que motivan a la paciente en la realización de los ejercicios y le informan de si los está realizando de forma adecuada, y permite, además, que el fisioterapeuta pueda monitorizar si la mujer hace, y cómo hace, los ejercicios y así pueda valorar un modificación en la pauta de tratamiento.

Los ginecólogos de HM Hospitales remitirán a sus pacientes a este programa previa valoración y eventual tratamiento por parte de sus fisioterapeutas Una vez iniciado el programa, su funcionamiento plantea un protocolo de cuatro meses de duración que requiere al menos una valoración por parte del servicio de Fisioterapia a los dos meses del inicio del tratamiento y un análisis final al terminarlo.

Durante los meses de tratamiento el fisioterapeuta controlará a través del sistema el cumplimiento del programa de ejercicios, así como si estos se están realizando correctamente, y mantendrá comunicación con la paciente, también a través del sistema, para resolver sus dudas y modificar, si así se requiere, las pautas de tratamiento.



COMPARTIR Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Pin on PinterestBuffer this page