ESTÁS LEYENDO...

Enfermedades importadas, ¡el inmigrante absuelto!

Enfermedades importadas, ¡el inmigrante absuelto!

Enfermedades importadas, ¡el inmigrante absuelto!

Los expertos reunidos recientemente en el Congreso de Médicos Generalistas lo tienen claro: la culpa del crecimiento de las enfermedades importadas en España es del turismo y no de la inmigración.

El estado de salud de los inmigrantes en España, al ser personas jóvenes en su mayoría, es bueno, de ahí que el aumento de las enfermedades importadas se deba a otro factor que no tiene que ver con ellos, sino más bien con el turismo español que acude a zonas pandémicas y que contrae alguna infección. Así lo han expuesto los expertos del Grupo de Trabajo de Atención al Inmigrante de la Sociedad Española de Médicos de Atención Primaria (SEMERGEN) durante el último congreso celebrado en Palma de Mallorca. Estas enfermedades infecciosas “están más relacionadas con personas afincadas en España que, en un viaje turístico, o bien no han tomado las debidas precauciones a nivel preventivo (caso de la quimioprofilaxis de la malaria) o puedan traer aquí alguna de las fiebres que llamamos emergentes (como el zika, el chikungunya o el dengue”, informa el doctor José Luis Cañada Merino, médico general y miembro de los Grupos de Trabajo de Enfermedades Infecciosas y Atención al Inmigrante de SEMERGEN. Salvo en el caso de la enfermedad de Chagas crónica, que sí está relacionada con el fenómeno migratorio de personas procedentes de una zona considerada chagásica. Con todo, según insiste este experto, “la patología infecciosa importada nos llega no sólo de los inmigrantes, sino especialmente de otros colectivos como pueden ser los turistas, muchos de ellos autóctonos”.

La atención al inmigrante, una oportunidad

Por su parte, según el doctor Francisco Javier Alonso Moreno, coordinador del Grupo de Trabajo de Atención al Inmigrante, hay que acabar con los mitos y estigmas y tener claro que el paciente inmigrante no es un paciente potencialmente transmisor de enfermedades, ya que “generalmente, son personas sanas y jóvenes que acuden a Atención Primaria por problemas comunes a los demás pacientes. Por lo tanto, a juicio del doctor Alonso, “la atención a estas personas debemos verla como una oportunidad y no como un problema, sin olvidar nunca que es muy importante que todas estas personas tengan acceso a la sanidad pública”.

“Los principales problemas están relacionados con sobrecarga de trabajo y, en el caso de las mujeres, por temas relacionados con el seguimiento del embarazo”, afirma el doctor Cañada. En el caso concreto de las infecciones, “las más comunes entre los inmigrantes son las enfermedades infecciosas habituales de la comunidad receptora, como la infección urinaria y las infecciones de vías respiratorias”, continúa. En cuanto a la prevalencia de enfermedades transmisibles, como tuberculosis, infección por el VIH, hepatitis víricas A, B, o C e infecciones de transmisión sexual, “es importante tener en cuenta el país de procedencia (existencia o no de determinadas enfermedades), el periodo de incubación de las principales enfermedades importadas, la frecuencia y las manifestaciones clínicas más habituales”.

Sigue leyendo

1 2




¿TE HA GUSTADO ESTE ARTÍCULO?

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.