ESTÁS LEYENDO...

Este invierno, apuntala tus defensas

Este invierno, apuntala tus defensas

Este invierno, apuntala tus defensas

“Hola, este invierno me gustaría evitar resfriados y otras afecciones leves respiratorias. ¿Podría indicarme un tratamiento preventivo natural para fortalecer las defensas?”

Nos escribe… Raúl (Pontevedra)

Con los cambios de temperatura, unidos al estrés y el cansancio que impone nuestra rutina diaria, es cuando necesitamos tener nuestras defensas activadas, para estar protegidos ante posibles virus o bacterias. Afortunadamente, existen muchos suplementos naturales que contienen una mezcla de diversas plantas, vitaminas y minerales que realizan un buen apoyo y mejoran nuestro sistema inmunitario. Todas ellos son una buena opción y las encontraremos mezcladas o en dosis individuales, en diferentes tipos de presentaciones: jarabe o gotas, o comprimidos o cápsulas.

Eso sí, como es lógico, deben ir siempre acompañadas de buenos hábitos que incluyan una alimentación sana y equilibrada, una higiene del sueño adecuada, la realización de ejercicio físico moderado y continuado, etc.

·         Una de las más conocidas es la Equinácea. Los preparados de equinácea han demostrado una capacidad inmunoestimulante, activando nuestras defensas de forma natural y protegiendo a nuestro organismo.

·         El zinc: es un mineral que ayuda al sistema inmunitario a combatir bacterias y virus que invaden al cuerpo porque regula la producción de las células T o linfocitos. Ayuda a evitar infecciones de las vías respiratorias altas y en el tratamiento de infecciones gripales.

·         Uña de gato: es un buen estimulante inmunitario y diversos estudios clínicos destacan sus propiedades antiinflamatorias, antioxidantes, antivíricas e inmunoestimulantes.

·         La vitamina C: indispensable en nuestra dieta a través de los cítricos y como complemento alimentario ya que es un potente antioxidante y refuerza el sistema inmune. Además la vitamina C tiene un importante papel en la producción de colágeno y facilita la absorción del hierro en el intestino.

·         También tomar probióticos es muy interesante ya que cuidando tu flora intestinal reforzarás una de nuestras barreras defensivas más importantes, la mucosa intestinal, y es imprescindible para el sistema inmunológico.

Recuerda… Consulta siempre al médico o farmacéutico qué opción es la más adecuada, en especial en caso de enfermedades crónicas, embarazo o lactancia, para evitar interacciones, contraindicaciones o efectos adversos.

 





¿TE HA GUSTADO ESTE ARTÍCULO?

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.