ESTÁS LEYENDO...

JESÚS AGUILAR: “Nuestro servicio farmacéutico es “...

JESÚS AGUILAR: “Nuestro servicio farmacéutico es “marca España”: universal y gratuito”

Con ocasión del 20 aniversario de Consejos de tu Farmacéutico en las farmacias españolas, nos acercamos a la figura de Jesús Aguilar, presidente del Consejo General de Colegios Farmacéuticos.

A finales de año, el Consejo General de Colegios Oficiales de Farmacéuticos (CGCOF) y la publicación Consejos de tu Farmacéutico firmaban un acuerdo de colaboración con el objetivo principal de llevar a cabo acciones de comunicación orientadas a promover la educación sanitaria entre la población, en torno al uso responsable del medicamento. Ahora, con ocasión del 20 aniversario de esta revista en las farmacias españolas, nos acercamos a la figura de Jesús Aguilar, presidente del Consejo General de Colegios Farmacéuticos, que tanto ha hecho por la profesión en los últimos años, y cuya agenda al frente del máximo organismo colegial en España y, desde enero de este año, también al frente de la PGEU, marca un ritmo frenético.

Está claro que la profesión farmacéutica está cambiando y cada vez es más consciente de su labor asistencial y su carácter de servicio público. ¿Cuáles son los principales retos de este nuevo escenario?

Tenemos una profesión de más de 800 años, que ha pasado por distintas etapas como la sociedad misma: desde los primeros tiempos de la preparación de fármacos a partir de plantas, la revolución industrial, la industria farmacéutica como la conocemos en la actualidad… Ahora vivimos el cambio hacia una farmacia más asistencial basada en las necesidades de los pacientes. Las necesidades actuales giran en torno a la adherencia a los tratamientos, los seguimientos farmacoterapéuticos… Ese es el campo en que estamos tratando de trabajar.

A juzgar por las campañas de prevención de enfermedades y cribados que se llevan a cabo en miles de farmacias, muchos de ellos en colaboración con las Consejerías de Sanidad, como los de detección de VIH o cáncer de colon y recto, etc., se diría que la Administración es cada vez más consciente de las ventajas de implicar al colectivo farmacéutico en sus campañas. ¿Cree que aún estamos lejos de la imbricación total del colectivo farmacéutico en el Sistema Sanitario Español?

En este cambio que comentaba hay dos partes: la relación entre el medicamento, el farmacéutico, la ciudadanía y, por otra parte la relación sistema público, política sanitaria, prevención, promoción de la salud, hábitos saludables…. En este campo las administraciones se han dado cuenta de que si cuentan con la farmacia, esos programas son programas de éxito. Y las Comunidades Autónomas ven cómo al contar con la farmacia en los programas de cribados, se incrementa claramente la participación en los mismos.

De qué manera trabaja el CGCOF en la generalización de los servicios profesionales y en la práctica colaborativa con el resto de profesionales sanitarios.

Los farmacéuticos estamos desde casi siempre haciendo una apuesta importante por la tecnología y actualmente estamos dando otro paso más. Tras la apuesta inicial por los sistemas de información, ahora estamos trabajando de manera importante y dedicando muchos recursos económicos y humanos en crear “la GRAN RED” de oficinas de farmacia comunitarias a través de esa herramienta tecnológica que llamamos NODOFARMA.

Uno de los retos a los que se enfrentan los sistemas sanitarios en el mundo, especialmente España, es el envejecimiento de la población y la cronicidad, en un contexto de limitaciones presupuestarias. ¿En qué medida cree que la labor del farmacéutico puede suponer un ahorro para el SNS en este ámbito?

Desde el punto de vista presupuestario, en los 7 años que hemos tenido de crisis y suponiendo la farmacia ambulatoria aproximadamente el 15% del gasto sanitario, hemos generado un 45% de ahorro al SNS. Por ello podemos decir que los farmacéuticos son los que más han apoyado y aportado al SNS. Pero queremos hablar de la cuantificación que supondría implicar a los farmacéuticos en los programas que estamos desarrollando de seguimiento. Por ejemplo, el programa de seguimiento farmacoterapéutico que tenemos valorado por empresas externas, si se llevase a cabo, podría lograrse un ahorro de unos 2.200 millones de € para el SNS. Son las administraciones las que tienen esta apuesta encima de la mesa y deben valorarlo.

1 2 3




Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *