ESTÁS LEYENDO...

LA FOTOPROTECCIÓN Una actitud

LA FOTOPROTECCIÓN Una actitud


Horario, ropa y productos fotoprotectores forman la triada de la actitud
correcta frente al sol. Si quieres escapar del cáncer de piel, no
pienses que la fotoprotección consiste sólo en ponerse una crema.

El cáncer de piel se triplica cada década, afectando actualmente a unas 160.000 persona de todo el mundo, según la Organización Mundial de la Salud (OMS). Concretamente, uno de cada seis es el número de personas que acabará padeciendo un cáncer cutáneo a lo largo de su vida, según ha asegurado el presidente de la Academia Española de Dermatología y Venereología (AEDV),  el doctor José Carlos Moreno, durante el acto de presentación de la Campaña del Euromelanoma 2013, que en nuestro país se celebra desde el 29 de abril al 15 de septiembre. Entre las actividades programadas figuran sesiones de screening celebradas el pasado 22 de mayo; jornadas de sensibilización en las Facultades de Medicina, médicos, enfermeras; jornadas de puertas abiertas para docentes y alumnos; curso on-line de prevención del cáncer de piel para médicos, enfermeras y farmacéuticos; jornadas deportivas al aire libre; charlas y actividades para niños, etc.

Según asegura la directora del área de Dermatología del Hospital Costa del Sol de Marbella (Málaga), Magdalena de Troya, y una de las coordinadoras de la campaña junto a Isabel Longo, del Servicio de Dermatología del Hospital General Universitario Gregorio Marañón de Madrid, los casos de melanoma tienen una supervivencia del cien por cien si se diagnostican a tiempo, mientras que si no se hace este diagnóstico precoz la supervivencia disminuye hasta un 40 por ciento.

Cáncer en dos etapas

El doctor José Carlos Moreno ha subrayado la importancia del diagnóstico precoz. “Los cánceres tienen dos etapas: durante la primera, cuando se encuentran en la capa superior, antes de llegar la dermis, es el momento idóneo para realizar el tratamiento”. Además, ha advertido que “el número de melanomas es mucho menor que el de carcinomas, pero sus  Salud , Farmacia , Psicología , Belleza, Medicamentosconsecuencias son mucho más agresivas. El único tratamiento real es la prevención”. Su preocupación por el uso de cabinas de bronceado ha quedado patente: la OMS (Organización Mundial de la Salud) y otras organizaciones internacionales denuncian su peligrosidad. En países como Reino Unido, donde se han realizado estudios, el 90% de los dispositivos no están bien regulados.
En cuanto al tratamiento para el cáncer cutáneo, el doctor Moreno ha mencionado la cirugía (convencional, radiofrecuencia, criocirugía), la radioterapia, los tratamientos tópicos, y las nuevas terapias, como la fotodinámica.

Objetivos de la campaña
1. Prevención primaria: evitar el desarrollo de la enfermedad. Según el doctor José Carlos Moreno, “el principal factor de riesgo es la radiación ultravioleta; el resto está determinado genéticamente. En cuanto a la prevención, los factores clave son el control de la sobreexposición solar, la ropa y las cremas de fotoprotección. Asimismo hay que evitar las cabinas de bronceado, causantes de cáncer cutáneo melanoma y no melanoma”, ha declarado. Por su parte, la doctora Isabel Longo destaca que, además de la importancia que tiene acudir a un experto para descartar cualquier tipo de cáncer de piel, es también “muy conveniente” que las personas se realicen una “autoexploración” con el fin de descubrir manchas o lunares “sospechosos” de ser un cáncer de piel. “Hay que vigilar las lesiones: cambio de tamaño, que no debería ser superior a 6 mm, color, picor, etc., porque aunque la gran mayoría suelen ser benignas hay otras que pueden ser malignas. Por ello, y debido a que la supervivencia puede ser muy alta, es necesario que cada uno se realice una autoexploración y acuda a un dermatólogo en el momento en el que se observe algo raro”, ha explicado Longo.
2. Prevención secundaria: dirigida a un diagnóstico precoz: bajo el lema El cáncer de piel se puede ver, se han desarrollado diferentes estrategias. La principal es el screening, que ha tenido lugar el día 22 de mayo en toda España para el diagnóstico de nevus y posibles lesiones precancerosas o sospechosas de malignidad. La detección precoz del cáncer de piel se hace mediante la visualización y técnicas no invasivas. La proporción de detección de melanoma es variable: 0,1-1,1%, dependiendo también del país.

Población de riesgo
Según la doctora Magdalena de Troya, “la población de riesgo son los Fototipos I y II, quien se ha quemado intensa o reiteradamente en la infancia, trabajadores y deportistas al aire libre, quienes acuden a las cabinas de rayos UV, personas mayores de 50 años, aquel que posee más de 50 nevus o se encuentra en un estado de inmunosupresión”, afirma. También  los menores de 18 años, los que tienen lesiones irregulares, poseen un historial familiar de cáncer de piel y las que trabajan y practican deporte al aire libre. “Deberíamos hacer un reconocimiento obligado una vez al año”, concluye. Aún así, España es de los países que menor tasa de melanoma tienen, debido a un fototipo habitualmente más alto que el de otros países. Australia, donde la piel es clara, tiene una incidencia 5 veces superior a cualquier país de Europa. Aún así, en nuestro país, la incidencia ha aumentado en los últimos cuatro años un 38 por ciento, lo que pone que cada año incrementa el número de afectados un 10 por ciento. De hecho, en 2012 se produjeron 5.000 casos nuevos y unas 1.000 personas fallecieron como consecuencia del melanoma. No obstante, y a pesar de que fueron las mujeres las que más lo sufrieron -2.718 casos frente a 2.286 hombres-, el índice de mortalidad fue más elevado en el caso de los varones que en el de las mujeres -527 muertes frente a 440 de mujeres-.

Los adolescentes, los que más se queman
Las quemaduras solares a estas edades comportan un riesgo elevado de desarrollo de cáncer de piel en la vida adulta, especialmente de melanoma, y un envejecimiento prematuro. Conseguir cambiar las actitudes frente al sol y al bronceado, y fomentar una cultura de fotoprotección entre los jóvenes es uno de los grandes retos en la lucha frente al cáncer de piel.

En un reciente estudio realizado en 270 adolescentes de entre 14 y 17 años de la Costa del Sol, el 74% de los mismos refirió quemaduras solares en el último verano. Los adolescentes mostraron conocimientos adecuados en torno al sol y al cáncer de piel, sin embargo, evidenciaron conductas muy deficitarias de protección solar junto a unas actitudes positivas frente a la exposición solar y al bronceado. Estos datos coinciden con los hallados en otros estudios en adolescentes llevados a cabo en Europa, EEUU y Australia.

Deporte al aire libre: factor de riesgo de cáncer cutáneo
Según la doctora Magdalena de Troya, una de las coordinadoras de la campaña Euromelanoma 2013, “existen niveles muy elevados de cáncer de piel por mala praxis entre los deportistas que se ejercitan al aire libre, se protegen muy poco y tienen más incidencia de lesiones precancerosas. Su nivel de exposición solar es mucho más intenso que el de los bañistas en la playa”, afirma. De hecho, diversos estudios relacionan la práctica de deportes al aire libre (tales como golf, esquí, montañismo, ciclismo, surfismo o triathlon) con el riesgo de carcinoma basocelular; el melanoma parece estar relacionado con maratonianos y esquiadores, y el precáncer o cáncer no melanoma con montañistas. Además, el sudor derivado del ejercicio físico contribuye a las quemaduras, y la inmunosupresión inducida por el ejercicio, podría aumentar el riesgo de cáncer de piel.

Un estudio llevado a cabo por la facultad de Ciencias de Educación Física y Deporte de la Universidad de Granada, liderado por el dermatólogo de la AEDV, Agustín Buendía, ha mostrado que el 39 por ciento de los jóvenes (74,15% hombres y 25,5% mujeres) que practican deporte al aire libre no suelen evitar las horas centrales del día. Además, de quienes se aplican fotoprotector, un amplio porcentaje lo hace una única vez al día, siendo además una minoría quien se protege con sombrero o gorro durante la práctica deportiva. Por lo tanto, es necesario fomentar una cultura de fotoprotección entre quienes practican deportes al aire libre: la práctica de deportes al aire libre constituye un factor de riesgo de cáncer de piel, así como los baños de sol en la playa, los trabajos al aire libre o el uso de lámparas de broncedado artificial.

Con motivo de la  y que este año se centra sobre todo en la protección solar en el entorno deportivo, la AEDV (Academia Española de Dermatología y Venereología) insiste en que para hacer efectiva la fotoprotección existen tres frentes que no se pueden dejar atrás.
1. Horario: exponerse al sol en el momento adecuado, nunca en las horas centrales del día.
2. Ropa: utilizar sombreros o gorras, pañuelos, gafas de sol, camisetas, sombrilla, etc.
3. Productos fotoprotectores que salvaguarden de la radiación ultravioleta: hay que aplicar una cantidad generosa y tener en cuenta que su objetivo no debe ser mayor tiempo de exposición.

Plataforma Bright, nueva herramienta on-line

“Los importantes avances que se han producido en los últimos años tanto en la biología como en las terapias frente al melanoma avanzado hacen que sea obligatorio contar con recursos que nos permitan compartir y actualizar los conocimientos entre oncólogos, patólogos, dermatólogos y otros especialistas”. Así se ha expresado el presidente del GEM y director del departamento de Oncología Médica de la Clínica Universidad de Navarra, el doctor Salvador Martín Algarra, con motivo del nacimiento de la nueva plataforma online Bright, creada para facilitar el intercambio de información entre los diferentes especialistas implicados en la detección y el manejo del melanoma. Aunque se trata de una iniciativa de formación interactiva dirigida a profesionales, cuenta también con una sección de libre acceso para los pacientes y familiares en la que pueden encontrar información actualizada sobre la enfermedad y consultar dudas.

También en farmacias
Desde el 15 de mayo y hasta el 15 de septiembre, los usuarios de más de 1.000 farmacias de todo el ámbito nacional tendrán a su disposición folletos educativos del euromelanoma y muestras gratuitas de cremas fotoprotectoras. Igualmente, la AEDV ofrecerá formación on line sobre prevención en cáncer de piel a farmacéuticos para impulsar el consejo sanitario  en fotoprotección y autoexamen cutáneo. Asimismo, facilitará material educativo a las farmacias para su difusión a la población general.

 



COMPARTIR Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Pin on PinterestBuffer this page