ESTÁS LEYENDO...

Parásitos intestinales y animales de compañía.

Parásitos intestinales y animales de compañía.

Más del 30% de los perros y gatos de nuestro país pueden tener parásitos y transmitirlos al hombre, según reza el informe “Animales de compañía: impacto de los parásitos intestinales en la salud pública”, elaborado por la Facultad de Veterinaria de la Universidad Complutense de Madrid. Estos parásitos pueden causar en el hombre enfermedades como el quiste hidatídico, alteraciones cutáneas y lesiones en las vísceras u oculares, sobre todo en niños y personas inmunodeprimidas. Según este estudio la principal vía de contagio son las arenas de parques y jardines en las que suelen merodear animales de compañía. Debido a que los parásitos depositados en las heces tienen un alto potencial infectante y pueden permanecer durante un largo período de tiempo, los niños durante sus juegos son los más susceptibles de contagiarse, al llevarse arena a la boca o simplemente mantener el contacto con las manos o los juguetes o tocar un perro o gato. La desparasitación preventiva con un antiparasitario de amplio espectro al menos cuatro veces al año es la mejor forma de evitar cualquier riesgo de zoonosis parasitaria.



COMPARTIR Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Pin on PinterestBuffer this page