ESTÁS LEYENDO...

Paulina rubio, una voz con salud.

Paulina rubio, una voz con salud.

La cantante mejicana se ha ganado por méritos propios estar entre los personajes latinoamericanos con más éxito en el mundo. Cerca ya de cumplir 20 años sobre los escenarios, Paulina tiene además muchas otras facetas. Numerosas telenovelas, cine, presentadora de programas… un sinfín de trabajos para una mujer de lo más completa.

Inició su carrera artística siendo muy joven y no resulta extraño pues prácticamente nació en un escenario. Su madre es una de las actrices más famosas de la televisión mexicana, Susana Dosamantes, de la que dice es su mayor ídolo. El grupo musical Timbiriche supuso el comienzo de su carrera, su lanzamiento, y según la cantante “el mayor acierto de mi carrera”. “Allí aprendí muchísimas cosas e hice las mejores amistades”. Después decidió continuar su carrera en solitario y son ya cinco los álbumes que ha lanzado al mercado desde entonces. Aunque en España comenzó siendo más conocida por su relación con Ricardo Bofill, que la encumbró a las páginas de la prensa rosa, la cantante ha logrado quitarse el cartel de “novia de” y su música suena ya en todas las emisoras de nuestro país.

Tu último disco se titula simplemente “Paulina” y con él estás logrando conquistar el mercado español. ¿Cómo definirías este trabajo?

Es una recopilación de diversas variantes musicales como funk, rock, hip-hop, manbo, bolero y ranchera, en el que hay temas inéditos de Armando Manzanero y Juan Gabriel.

Una interesante fusión de diferentes estilos que me ayudaron a unir lo que es el nuevo milenio.

Artista integral, también has trabajado en la televisión y en el cine?

Debuté como actriz en la telenovela “Pasión y Poder” a la que siguieron otras, y también me he estrenado como presentadora de programas. Con la película “Bésame en la boca” me inicié en el cine en 1994.

Coincidiendo con el lanzamiento de tu nuevo disco se te ve más delgada y atractiva. ¿Has querido dar un nuevo giro a tu imagen?

No es que me muestre más sexy ahora, sino que estoy siendo auténtica con mi momento. Me encanta la ropa y trato de disfrazarme según mi estado de ánimo y experimento mezclando diferentes prendas.

¿Qué haces para mantener un físico tan envidiable? ¿Has recurrido alguna vez a la cirugía?

No, nunca, pero si un día debo someterme a alguna operación para mejorar mi aspecto lo haré con gusto. Mi físico es en gran medida un regalo de la genética, heredado de mi madre, y la compensación por el rigor con que me cuido para mantenerme en forma. Controlo mi alimentación y acudo regularmente al gimnasio, además soy una mujer deportista, disfruto practicando deportes acuáticos y esquí.

Tu trabajo implica recorrer el continente americano y cruzar el océano para continuar la promoción en España. ¿Cómo cuidas tu salud? ¿Recurres con frecuencia a tu farmacia para sobreponerte a esta agotadora actividad?

Cuando lo necesito sí, de todas formas soy muy activa, las mujeres de mi familia somos así: mi abuela, mi bisabuela. Nos gusta estar y ser. Además hago yoga todas mañanas, me encanta meditar, pues me centra como ser humano y además me da movilidad en el escenario y me mantiene equilibrada y plena.

Confiesa la cantante que uno de sus grandes defectos es la rebeldía, que no siempre la ha conducido por el camino más idóneo: “Siempre hago lo que yo quiero aunque no sea la decisión más correcta.” Y considera el amor como el gran pilar de su vida: “Vivo para el amor. Lo defino como el todo absoluto, como la amistad, la vida, un atardecer, un viaje inolvidable, la naturaleza, la familia, el todo”.



COMPARTIR Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Pin on PinterestBuffer this page