ESTÁS LEYENDO...

Rinitis alérgica y asma. ¿dos caras de la misma mo...

Rinitis alérgica y asma. ¿dos caras de la misma moneda?.

Estas dos afecciones pueden estar muy
relacionadas y un tratamiento simultáneo acarrea beneficios para los pacientes
que sufren ambas enfermedades.

Visto desde fuera, todos
tendemos a asociar el asma a los bronquios (tos, ?pitos?, ahogo…) y la
rinitis con síntomas asociados a la nariz y los ojos. Sin embargo, existen
multitud de evidencias que parecen indicar la relación entre ambas patologías.
Para empezar, unas cuantas cifras nos pueden acercar a esta afirmación: de los
3 millones de asmáticos españoles, el 80% presenta síntomas de rinitis alérgica
en algún momento. Pero si lo consideramos desde el punto de vista de la
rinitis, los datos son también bastante elocuentes, ya que se estima que entre un
20 y un 40% de los pacientes con rinitis acaba desarrollando asma.

  • El asma afecta a unos 300 millones de
    europeos, 3 millones son españoles.
  • Las cifras de afectados por rinitis
    alérgica son más complicadas de establecer ya que muchos de ellos no
    acuden al médico. Se estima entre un 10 y un 25% de la población la
    que sufre de esta afección.
  • El 80% de los asmáticos padece también
    rinitis alérgica.
  • Entre el 20 y el 40% de los pacientes con
    rinitis acaba desarrollando asma.

 

 

Dos enfermedades con un mismo origen

Los asmáticos padecen
rinitis con frecuencia. Y la rinitis es uno de los agentes desencadenantes de
descontrol y exacerbación del asma. ¿Dónde se encuentra el nexo entre ambas
patologías?

Los
expertos han estudiado cuál puede ser este vínculo, el cual viene dado porque
ambas enfermedades comparten varios elementos clave de su fisiopatología. Son
enfermedades inflamatorias y aquí puede residir el origen de sus semejanzas.
Tanto en la rinitis como en el asma se puede observar la presencia de una serie
de mediadores inflamatorios, denominados leucotrienos,
cuyo bloqueo, controla los síntomas clásicamente asociados a estas dos
enfermedades. Dicho de una forma sencilla: impedir la acción de estos
leucotrienos, podría impedir las crisis asmáticas y/o asociadas a la rinitis
alérgica.

Control de toda la vía aérea                          

Asma y rinitis se asocian
bajo el concepto de ?una vía respiratoria, una enfermedad? Dado que la rinitis
alérgica se manifiesta en uno o varios órganos, tratar exclusivamente la
rinitis no es, seguramente, el enfoque más adecuado, debiendo hacerse necesaria
la utilización de terapias que actúen a nivel de toda la vía aérea para reducir
la inflamación.

Así,
la tendencia actual es tratar el asma utilizando una base de terapia
antiinflamatoria y, cuando ésta no es suficiente, potenciar el tratamiento con
broncodilatadores. Como comenta el Dr. Luis Manuel Entrenas del Servicio de
Neumología del Hospital Universitario Reina Sofía, de Córdoba, ?en el caso del paciente afectado con asma y
rinitis, destaca el papel del tratamiento con antileucotrienos como agentes antiinflamatorios que bloquean
los síntomas de ambas enfermedades según recomiendan las guías internacionales?
.

Además
de estar especialmente recomendados en pacientes con asma y rinitis alérgica,
los antileucotrienos son tan eficaces como los broncodilatadores a la hora de
controlar el asma, pero sin los inconvenientes de los efectos adversos de los
broncodilatadores de larga duración que actualmente está revisando la Agencia
del Medicamento de EE.UU. 

Consenso Internacional sobre la Práctica Clínica
de la Alergia

  • Concienciar a médicos y pacientes de la
    importancia de la rinitis en pronóstico y tratamiento del asma
  • Necesidad de que las nuevas terapéuticas
    queden reflejadas en las Guías Internacionales de Tratamiento
  • Todos los pacientes asmáticos deben ser
    evaluados para identificar posibles síntomas de rinitis y viceversa
  • Tratamiento conjunto de ambas enfermedades
  • Informar a los decisores de la importancia
    de abordar de forma integral asma y rinitis alérgica.

 

 

Impacto sobre la calidad de vida

La
rinitis alérgica limita de forma muy significativa las actividades cotidianas,
laborales o escolares de aquellas personas que sufren asma. Incluso dormir bien
por las noches se ve afectado por esta dolencia. De los resultados de una
reciente encuesta a pacientes europeos (One Airway), se desprenden
conclusiones de este tipo. De hecho el 74% de los encuestados (pacientes
afectados por asma y/o rinitis alérgica) reconocía tener problemas para dormir
bien y el 68% ve limitada su participación en actividades de ocio y deportivas.



COMPARTIR Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Pin on PinterestBuffer this page