ESTÁS LEYENDO...

Si los factores de riesgo cardiovascular se contro...

Si los factores de riesgo cardiovascular se controlaran mejor, en Europa se podrían salvar 135.000 vidas cada año

Si los factores de riesgo cardiovascular se controlaran mejor, en Europa se podrían salvar 135.000 vidas cada año
Si los factores de riesgo cardiovascular, como son la hipertensión, el colesterol, el tabaquismo o la diabetes, se controlaran mejor en Europa, se podrían prevenir hasta 135.000 muertes al año por enfermedad cardiovascular (por infarto e ictus). Esto representa una muerte evitable cada cuatro minutos. Estos son datos extraídos del Estudio EURIKA, un estudio europeo sobre “Prevención y manejo del riesgo cardiovascular en la práctica diaria”, elaborado con la colaboración de AstraZeneca.

El estudio, que ha sido realizado en 12 países europeos y ha incluido a más de 7.600 pacientes que tenían al menos un factor de riesgo de ECV, ha sido presentado los investigadores que han dirigido la investigación durante el Congreso Médico EuroPrevent celebrado recientemente en Ginebra.

“Del Estudio EURIKA se concluye que la hipertensión fue responsable del 32,7% del riesgo de muerte cardiovascular, la dislipemia del 15,1%, el tabaco del 10,4%, y la diabetes del 16,4%, en clara relación con la prevalencia de estos factores”, explica el Dr. José Ramón Banegas, catedrático de Medicina Preventiva y Salud Pública de la Unidad de Epidemiología de la Universidad Autónoma de Madrid. En este sentido, se ha observado que “España presenta una mayor prevalencia de dislipemia, diabetes y sedentarismo, y un menor control de dislipemia y diabetes que la media de los otros países europeos estudiados”, afirma.

Por su parte, el Dr. Eliseo Guallar, del Departamento de Epidemiología Cardiovascular y Genética del Centro Nacional para la Investigación Cardiovascular (CNIC), Madrid y de la Escuela de Salud Pública John Hopkins Bloomberg, en Baltimore (EE UU), asegura que, el  conocimiento del vínculo entre los factores de riesgo de la enfermedad cardiovascular  y la  corazón hipertensoprobabilidad de morir –especialmente si estos problemas se manejan mal– son limitados. Con  datos del estudio EURIKA se han cuantificado cuántas vidas se podrían salvar cada año proporcionando mejores cuidados preventivos en Europa”.

En la misma dirección, el profesor Julian Halcox, de la Universidad de Cardiff, Reino Unido, otro de los expertos que participaron en el estudio, indica: “Estos datos destacan el asombroso número de vidas que podrían salvarse cada año manejando los factores de riesgo de enfermedad cardiovascular de forma más eficaz”. Así, “una vez cuantificado este vínculo, nos deberíamos centrar en proporcionar la mejor asistencia preventiva a los pacientes en toda Europa”, afirma este especialista.

“La presión arterial elevada, el colesterol elevado, el tabaquismo y la diabetes pueden manejarse eficazmente a través de cambios en el estilo de vida, tratamientos adecuados o una combinación de los dos. De acuerdo con estos datos, instamos a los médicos y a los pacientes a colaborar para controlar estos factores de riesgo y reducir el riesgo a largo plazo de muerte por enfermedad cardiovascular”, explica el Prof. Halcox.

En la misma dirección se manifiesta el Dr. Banegas: “Hay que mejorar las estrategias de cese del tabaquismo; ofrecer consejos efectivos de dieta saludable y de reducción del peso en obesos; hacer una mayor promoción de la actividad física; así como hacer hincapié en la importancia del cumplimiento farmacológico en pacientes hipertensos, dislipémicos, diabéticos y obesos, con el fin de controlar los factores de riesgo en aquellos países con peores resultados”.

La enfermedad cardiovascular es la causa principal de muerte en Europa; es responsable del 54% de las muertes en mujeres y el 43% de las muertes en varones y mata a más personas que todos los cánceres combinados.





¿TE HA GUSTADO ESTE ARTÍCULO?