ESTÁS LEYENDO...

Un test genético puede reducir el uso de quimioter...

Un test genético puede reducir el uso de quimioterapia en cáncer de mama

Un test genético puede reducir el uso de quimioterapia en cáncer de mama

Según confirma el estudio MINDACT, y tal y como publicó The New England Journal of Medicine, el test genético MammaPrint  evita la quimioterapia adyuvante (administrada tras la cirugía) a un 46% de pacientes con cáncer de mama. Así lo han manifestado los seis oncólogos españoles que se han reunido en Madrid para valorar los resultados y la aplicación en la práctica clínica del estudio prospectivo aleatorizado “Microarray en la enfermedad con ganglios negativos puede evitar la quimioterapia” (MINDACT), que evidencia que dicho test genético puede reducir el uso de la quimioterapia adyuvante (administrada tras la cirugía) prescrita a las pacientes con cáncer de mama.

La Dra. Isabel T. Rubio, cirujana en la Unidad de Patología Mamaria del Hospital Universitario Vall d’Hebron, ha señalado que “el objetivo primario del estudio MINDACT, que se ha logrado con éxito, era determinar si la supervivencia libre de metástasis en las 644 pacientes con riesgo discordante (pacientes con alto riesgo clínico y bajo riesgo molecular según la plataforma de análisis genético) que no recibieron quimioterapia, es decir, que se randomizaron a guiarse por el resultado de este test genético, podría ser superior al 92%”. A esto añadió que en estos pacientes de riesgo clínico alto y bajo riesgo genómico (1550 en total en el estudio MINDACT), “el hallazgo podría evitar un tratamiento agresivo a muchas pacientes, ya que el beneficio de la quimioterapia adyuvante es del 1,5% (tendencia sin  significación estadística) y, por tanto, muy pequeño con respecto a los riesgos que conlleva”.

Por su parte, el Dr. José Manuel López Vega, oncólogo médico del Hospital Universitario Marqués de Valdecilla, ha asegurado que su experiencia clínica cotidiana “ratifica los resultados del ensayo clínico”. Según ha informado, “en los 30 pacientes atendidos en su hospital en 2016 se ha podido constatar que la probabilidad de necesitar quimioterapia adyuvante es del 50 por ciento, tal y como se ha manifestado en la publicación reciente del ensayo clínico. En este sentido, ha insistido en que “más allá del aspecto innovador del ensayo, esta herramienta de diagnóstico genético puede aplicarse con éxito a la práctica clínica”.

La prueba MammaPrint, comercializada en España por Ferrer, analiza setenta genes de una muestra de tejido de cáncer de mama en estadio temprano para determinar si el tumor presenta un bajo o alto riesgo de recurrencia en los diez años posteriores al diagnóstico.







¿TE HA GUSTADO ESTE ARTÍCULO?

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.