ESTÁS LEYENDO...

Tiritas Medical amplía su gama con un reductor de ...

Tiritas Medical amplía su gama con un reductor de cicatrices

Hartmann lanza Tiritas Medical Reductor de cicatrices

Es muy habitual que, tras una intervención quirúrgica o tras sufrir quemaduras, cortes, úlceras o acné severo, se formen cicatrices en nuestra piel. Cuando la estructura y las funciones dermatológicas habituales se ven alteradas, la regeneración cutánea se produce de forma desordenada y con exceso de colágeno, dando lugar a la formación de cicatrices anómalas (hipertróficos o queloides).

Aparte de su aspecto poco estético, las cicatrices suelen provocar picor, rojez, tensión, molestias y restricciones de movimiento. Para paliar todos estos efectos, Hartmann ha lanzado las Tiritas Medical Reductor de cicatrices, un apósito de gel de silicona que previene, reduce y aplana las cicatrices. Estas Tiritas Medical de Hartmann representan la solución ideal por su efectividad, discreción y facilidad de uso. Además de ser reposicionables, reutilizables y de no doler al retirarlas, las láminas de silicona reducen eficazmente tanto el tamaño y el grosor de la cicatriz como el enrojecimiento, el picor y la tensión provocados por la herida.

Las Tiritas Medical reductor de cicatrices son las únicas del mercado que incluyen una cajita para poder guardarlas.

Mecanismo de acción

  • Gracias a la silicona, los nuevos apósitos incrementan la hidratación del stratum corneum (la capa más externa de la piel), reduciendo así la formación excesiva del colágeno que aumenta el grosor de la cicatriz.
  • El efecto oclusivo de estas Tiritas evita la pérdida excesiva de agua trans-epidermal, mientras que la electricidad estática de la silicona orienta el colágeno, y la presión sobre la herida impide que crezca sobre la superficie de la piel.
  • El tratamiento con Tiritas Medical reductor de cicatrices es ideal para mejorar el aspecto estético de las cicatrices y para reducir las molestias asociadas. Dicho tratamiento debe empezarse una vez la herida está cerrada, y tiene una duración recomendada de 3-4 meses. Tras cuatro semanas, la apariencia de la cicatriz ya habrá mejorado ligeramente.




Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *