ESTÁS LEYENDO...

Un paciente mejor informado obtiene más beneficio ...

Un paciente mejor informado obtiene más beneficio del tratamiento y una mayor adherencia

En las enfermedades crónicas, la adherencia al tratamiento y a los consejos médicos es baja.  Diferentes estudios concluyen que entre el 50 y 70 % de los pacientes no siguen el tratamiento tal y como el médico se lo ha indicado. El incumplimiento del tratamiento se puede relacionar con pérdida de eficacia del mismo o aparición precoz de recaídas; por lo que se hace necesario conocer los factores subjetivos del paciente que van a incidir en su adherencia al tratamiento.

 pastillasCon el objetivo principal de describir las creencias y las preocupaciones de los pacientes con enfermedades inflamatorias crónicas en relación con su medicación, AbbVie ha puesto en marcha el estudio ALIGN, acrónimo de “Estudio transversal multinacional para determinar las creencias específicas y Generales de los pacientes en cuanto a la medicación y el cumplimiento de tratamientos sistémicos seleccionados para enfermedades inflamatorias crónicas (EIMI)”.

Se trata de un estudio postautorización de tipo observacional, que será realizado en 35 países a nivel mundial y en 30 centros a nivel español. En total, para este estudio se prevé un objetivo de reclutamiento de 7.300 pacientes y 500 serían incluidos en España.

Según los coordinadores de este estudio, la doctora Susana Romero Yuste, del Servicio de Reumatología del Complejo Hospitalario de Pontevedra, el doctor Francesc Casellas Jordá, del Servicio de Gastroenterología del Hospital Vall d’Hebrón de Barcelona y el doctor Miquel Ribera Pibernat, del Servicio de Dermatología del Hospital Parc Taulí de Sabadell, “el conocimiento de los factores que determinan la mala adherencia de los pacientes con enfermedades inflamatorias crónicas nos permitirá diseñar las estrategias más adecuadas para interactuar de la mejor forma posible con ellos para conseguir una buena adherencia. Nos permitirá ver además si estos factores son distintos entre los pacientes con psoriasis, artritis reumatoide y enfermedad inflamatoria intestinal”.

“Este conocimiento permitirá adoptar medidas encaminadas a mejorar la adherencia al tratamiento. Esta mejora es fundamental para el correcto control de estas enfermedades crónicas. Es conocido que el incumplimiento del tratamiento se relaciona con menor eficacia de la medicación, peor control de la enfermedad, más predisposición a presentar complicaciones y a un mayor coste económico. Es evidente, por tanto, que optimizar el cumplimiento del tratamiento conseguirá que los pacientes tengan menos síntomas, se sientan mejor, presenten menos complicaciones y no requieran otras medicaciones añadidas o intervenciones quirúrgicas por un control inadecuado de la enfermedad”, afirma el doctor Casellas.

De acuerdo con la doctora Romero, “el plan terapéutico ha de ser una decisión compartida entre el médico y el paciente; por lo que las creencias de los pacientes sobre los tratamientos de las enfermedades crónicas juegan un papel decisivo a la hora de cumplir el régimen terapéutico establecido y esto, por tanto, influirá en la efectividad, en los resultados y en los costes derivados de la enfermedad”.

El primer paciente incluido en el estudio ALIGN pertenece al Hospital Vall d’Hebrón, bajo la tutela de la doctora Gloria Aparicio, del Servicio de Dermatología, que explica que, “respecto a la psoriasis, los resultados nos pueden servir para tener presentes, a la hora de iniciar un tratamiento, las preferencias individuales de cada paciente: valorar en cada momento en qué medida se ajusta ese tratamiento a su estilo de vida y a sus características personales (edad, patología de base), pero también teniendo en cuenta las características psicológicas de cada paciente”.

Resultados: las creencias y preocupaciones de los pacientes
El estudio ALIGN aportará una importante cantidad de información relevante relativa a distintos aspectos del tratamiento de las enfermedades inflamatorias crónicas, tales como la enfermedad inflamatoria intestinal, la artritis reumatoide, la espondilitis anquilosante o la psoriasis.

El doctor Casellas explica que, “este estudio permitirá determinar las creencias que tienen los pacientes sobre el tratamiento biológico anti-TNF y los tratamientos sistémicos no biológicos (salicilatos, corticosteroides o inmunomoduladores), aportará datos sobre la influencia que tienen las creencias y preocupaciones de los pacientes en las características de la enfermedad (duración, gravedad, antecedentes terapéuticos, etc.), analizará los niveles de cumplimiento de la medicación mediante el uso de cuestionarios autoevaluados y, por último, establecerá una correlación entre las creencias de los pacientes sobre los tratamientos, con sus respectivos niveles de cumplimiento del tratamiento y las creencias sobre la enfermedad y los posibles síntomas depresivos”.

Con los resultados de ALIGN se pretende conseguir que los pacientes crónicos tengan una buena adherencia al tratamiento que permita hacer un correcto control de sus enfermedades, optimizar los recursos y contribuir a un mayor ahorro.

Un paciente informado, mayor adherencia al tratamiento

El paciente debe contar con la mejor información posible sobre su enfermedad y todo lo relacionado con ella ya que, en ocasiones, éste puede tener falsas creencias o miedos que se solucionan consultando al especialista. Cuando el paciente no cuenta con la información necesaria, tanto sobre su enfermedad como sobre los tratamientos, su modo de funcionamiento, sus efectos secundarios y las consecuencias de no cumplir correctamente el tratamiento, la adherencia empeora.

Según el doctor Ribera, “los pacientes que aceptan su enfermedad, que entienden su carácter crónico y que están mejor informados, son los mejores pacientes y obtienen mayores beneficios del tratamiento, ya que tienen una buena adherencia y aprenden a cuidarse y a convivir con su enfermedad lo que hace que se logre un mayor entendimiento con el médico y que se produzca un diálogo inteligente para conseguir mejores resultados”.

Como corrobora el doctor Casellas “actualmente se da mucha importancia a que el paciente con enfermedades inflamatorias crónicas reciba una información veraz, suficiente y comprensible. Un paciente desinformado es un paciente que estará menos comprometido con su tratamiento; es por ello que en las Unidades modernas de atención a los pacientes con enfermedades inflamatorias crónicas se da gran importancia a la información y a la educación para la salud”.



COMPARTIR Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Pin on PinterestBuffer this page