ESTÁS LEYENDO...

XXVI edición del Congreso de Neonatología y Medici...

XXVI edición del Congreso de Neonatología y Medicina Perinatal

Esta semana se celebra en Zaragoza la XXVI edición del Congreso de Neonatología y Medicina Perinatal (SENeo), el principal foro científico de esta especialidad en España. Durante estos días, grandes profesionales del sector e importantes referentes internacionales se reúnen para discutir los temas más destacables en el ámbito de la Neonatología, compartir experiencias y conocer los resultados obtenidos en las últimas investigaciones llevadas a cabo en España. Entre los ponentes destaca la presencia del doctor Eduardo Bancalari, director de Neonatología en la Miller School of Medicine de la Universidad de Miami, uno de los mayores responsables del progreso de la Neonatología en los últimos años.

“Los avances médicos han permitido, entre otras cosas, mejorar la supervivencia de los recién nacidos prematuros más inmaduros, por lo que actualmente una de nuestras principales áreas de mejora es no sólo mejorar la supervivencia, sino que además mejoremos su pronóstico, fundamentalmente en términos de neurodesarrollo. Por ello, el cómo mejorar el futuro de esta población es una de las principales aportaciones que tiene que tener un Congreso de Neonatología y sin duda la calidad de los ponentes nos aportará muy valiosa información en este sentido”, informa el doctor Segundo Rite García, Jefe de Sección de Neonatología y Medicina Perinatal en el Servicio de Pediatría del Hospital Infantil Universitario Miguel Servet y presidente del Comité Organizador de la SENeo.

En este sentido, el doctor Segundo Rite, destaca la participación en el Congreso de las enfermeras neonatales, quienes asumen un papel clave en la mejora del pronóstico de los pacientes en las diferentes complicaciones. Dentro de estas complicaciones predomina la bronquiolitis por el Virus Respiratorio Sincitial (VRS), que sigue siendo una de las causas fundamentales de hospitalización en niños de menores de un año en nuestro país. Concretamente, de los 270.000 casos anuales, 100.000 corresponden a bebés o menores de 24 meses[i]. La mayoría de estos ingresos suelen darse en los meses de diciembre y enero, época en la que se produce más del 60% de los ingresos totales del año.

Cuando el ingreso por bronquiolitis tiene lugar en niños con factores de riesgo conocidos, la mortalidad y el riesgo de reiteradas hospitalizaciones se incrementa. Dentro de estos grupos de riesgo, además de los bebes prematuros (actualmente, según el Instituto Nacional de Estadística (INE), en España nacen más de 28.000 prematuros cada año), se encuentran también los bebés con cardiopatías congénitas, enfermedades neuromusculares, enfermedades respiratorias crónicas y síndrome de Down.

“Aunque no existe un tratamiento específico, el mejor manejo de las formas más graves ha provocado una reducción significativa en la mortalidad en los últimos años. En términos de prevención, la mayor concienciación en cuanto a medidas higiénicas, así como la profilaxis con palivizumab en los grupos de riesgo, ha permitido mejorar la evolución de estas poblaciones de forma muy significativa”, explica el doctor Segundo Rite.

En concreto, en la población de recién nacidos prematuros entre 32 y 35 semanas, el tratamiento con palivizumab resulta eficiente en la prevención de la infección por VRS. Además, la reducción del riesgo de sibilantes recurrentes proporciona un beneficio incuestionable para esta población a largo plazo.





¿TE HA GUSTADO ESTE ARTÍCULO?

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.