Los pacientes con enfermedad de Crohn prefieren un tratamiento biológico domiciliario

0
960

Más de la mitad de los pacientes con enfermedad de Crohn manifiestan su preferencia por  un tratamiento biológico subcutáneo de administración domiciliaria. Estos datos se desprenden del estudio IMPLICA (Treatment preferences of patients with Crohn’s disease), sobre las preferencias relativas a tratamientos biológicos de los pacientes con enfermedad de Crohn moderada a grave. En este estudio han participado más de 200 pacientes que han sido reclutados por 19 centros españoles. Se daban a elegir  7 posibles escenarios de administración en combinación con 3 atributos relacionados con los diferentes tratamientos biológicos (vía de administración, lugar de administración y personal que administra el tratamiento).

Los escenarios con una administración domiciliaria son los escenarios de tratamiento preferidos para estos pacientes (57,3% y 53,7%). El lugar de administración del tratamiento es el factor con la mayor influencia a la hora de elegir un tratamiento con una importancia de 50.7%, más que la vía de administración y personal que administra el tratamiento. Los tratamientos biológicos de administración hospitalaria aparecen en el último lugar de preferencia (19,9%).

Estos resultados se presentaron en el marco del 9º Congreso  de la ECCO (Organización Europea de Crohn y Colitis Ulcerosa), que ha reunido a un gran número de especialistas en enfermedad inflamatoria intestinal de todo el mundo, y que este año ha tenido lugar del 20 al 22 de febrero en Copenhague (Dinamarca).

Según explica la doctora Natalia Borruel, del Servicio de Aparato Digestivo del Hospital Universitario Vall d’Hebron (Barcelona) y una de las autoras de este estudio: “Es importante conocer las preferencias de los pacientes con respecto al tratamiento. Involucrar al paciente en la toma de decisiones sobre el tratamiento y hacer que juegue un papel activo en el manejo de su enfermedad, favorece el cumplimiento terapéutico y, por lo tanto, mejora la eficacia de los planes terapéuticos y el control estricto de la enfermedad.”

Sobre el estudio IMPLICA
El IMPLICA es un estudio transversal, observacional y multicéntrico. Se incluyeron pacientes con diagnóstico de enfermedad de Crohn de moderada a grave que fueran potenciales candidatos a recibir tratamiento biológico. Para conocer las preferencias de los pacientes sobre el tratamiento se utilizó un cuestionario ad hoc en el que se recogían 7 posibles escenarios de administración en combinación con 3 atributos relacionados con los diferentes tratamientos biológicos (vía de administración, lugar de administración y personal que administra el tratamiento). La puntuación oscilaba de 0 (nunca lo elegiría) a 4 (siempre lo elegiría). El estudio ha sido impulsado por AbbVie.

La enfermedad de Crohn
La enfermedad de Crohn (EC) es una patología crónica, inmunológica, discapacitante que conlleva la inflamación del tracto gastrointestinal y que puede afectar a cualquier parte del tubo digestivo, desde la boca al ano, provocando, en ocasiones, graves alteraciones a las personas que la padecen.

Durante el desarrollo de la enfermedad, se pueden presentar complicaciones, tanto intestinales (oclusión intestinal, deficiencias nutricionales, etc.), como extraintestinales (dermatológicas, reumatológicas, oculares y hepatobiliares). Los síntomas de la enfermedad son impredecibles, con periodos de remisión y recaídas y, en muchos casos, llegan a requerir hospitalizaciones e intervenciones quirúrgicas. La cronicidad de la enfermedad, los controles periódicos, un tratamiento farmacológico continuado y la posible necesidad de intervenciones quirúrgicas tienen una gran repercusión en la vida familiar, laboral, social, etc. del paciente y condicionan considerablemente su percepción de salud y su calidad de vida.

Actualmente no existe ningún tratamiento curativo de la enfermedad de Crohn. Los tratamientos disponibles están dirigidos a  eliminar o atenuar los síntomas,  a restablecer la calidad de vida y a evitar las  potenciales complicaciones. Además, al tratarse de una enfermedad crónica, la enfermedad de Crohn se asocia con una elevada utilización de recursos sanitarios.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here