Esclerosis Múltiple

Hoy se conmemora el Día Mundial de la Esclerosis Múltiple, una enfermedad autoinmune que afecta al sistema nervioso central caracterizada porque los pacientes presentan episodios recurrentes de “brotes” de disfunción neurológica. Se estima que en el mundo padecen esta enfermedad unos 3 millones de personas y que en Europa afecta a más de 700.000 personas. En España, según estimaciones de la Sociedad Española de Neurología (SEN) la padecen unas 55.000 personas.
 

“La presentación clínica más habitual de la esclerosis múltiple es la presencia de brotes y remisiones que, tras un período variable de tiempo, normalmente entre 10 y 15 años da paso una evolución progresiva durante la cual se reducen, o desaparecen por completo, estas recaídas. No obstante, en un 10-15% de los pacientes, la enfermedad se presenta con una progresión continua desde el inicio, con períodos más o menos largos de estabilidad”, explica el Dr. Miguel Ángel Llaneza, Coordinador del Grupo de Estudio de Enfermedades Demielinizantes de la Sociedad Española de Neurología. “En todo caso, se trata de una enfermedad muy variable en cuanto a síntomas y evolución. Además, el hecho de que en los últimos años se hayan introducido nuevos tratamientos, ha hecho cambiar de manera considerable la historia natural de la enfermedad. Por esa razón, en la actualidad, no se puede predecir para un paciente concreto cuál será su evolución, si tendrá más o menos brotes o cómo será el grado de discapacidad que podrá llegar a desarrollar, si bien no hay que olvidar que sigue siendo una enfermedad crónica y con un alto coste sociosanitario. Solo en Europa supone un coste de más de 9.000 millones de euros anuales”.
 
Al menos un 25% de los pacientes con esclerosis múltiple ingresan anualmente en el hospital debido a recaídas de su enfermedad y más del 50% de los pacientes tienen una afectación importante que les empeora considerablemente su calidad de vida. La espasticidad, presente en el 80% de los pacientes, y la fatiga, en el 95% de los casos, son los síntomas más frecuentes en las personas con esclerosis múltiple. Asimismo, hasta un 70% de los pacientes llegará a desarrollar problemas cognitivos.
 
Además, los pacientes con esclerosis múltiple tienen un riesgo mayor que la población general de desarrollar comorbilidades, tanto agudas como crónicas. Casi el 80% de los pacientes con esclerosis múltiple presentan, entre otras patologías, ansiedad, depresión, hipertensión, etc.
 
La esclerosis múltiple es una enfermedad cuya incidencia está aumentando en todo el mundo, fundamentalmente a expensas de que cada vez hay más mujeres afectadas con esta enfermedad: mientras que hace unos años la proporción de afectados era de 2 mujeres por cada 1 hombre, en algunos países, entre ellos España, la proporción ya es superior a 3:1.
 
Diferentes estudios internacionales también confirman que España es una región con una prevalencia media-alta de esta enfermedad a lo largo de toda su geografía, aunque las cifras más altas de prevalencia proceden de zonas con latitudes más altas. Actualmente en España se diagnostican más de 2.000 nuevos casos de esclerosis múltiple al año, principalmente en personas de entre 20 y 40 años, convirtiendo a la esclerosis múltiple en la enfermedad neurológica más frecuente en adultos jóvenes y, en los países desarrollados, la segunda causa de discapacidad en adultos jóvenes, únicamente superada por los traumatismos cráneo-encefálicos.
 
“Aunque los primeros síntomas de la esclerosis múltiple pueden aparecer en personas de entre 10 y 60 años, y menos del 6% del total de casos su aparición se da por debajo o por encima de estas edades, la edad de inicio de la esclerosis múltiple sigue siendo fundamentalmente entre la segunda y la cuarta década de vida. No obstante, en los últimos años, también estamos observando que está aumentado ligeramente la edad de inicio de esta enfermedad”comenta el Dr. Miguel Ángel Llaneza.
 
Las razones de este aumento progresivo en el número de casos, del mayor aumento de casos entre las mujeres, pero también de los cambios en la edad de inicio, aún no están claras, si bien no solo pueden ser atribuibles a que se hayan mejorado las técnicas diagnósticas. Las investigaciones sugieren que detrás de estos incrementos pueden estar tanto cambios de vida como una mayor exposición a los diversos factores ambientales a los que se ha asociado esta enfermedad.
 
“La esclerosis múltiple es una enfermedad de etiología desconocida, pero se presume que se produce, en personas con una determinada predisposición genética, ante la exposición a ciertos factores ambientales. Las infecciones víricas (especialmente la infección por el virus de Epstein-Barr), el tabaquismo, la deficiencia de vitamina D o algunos patrones hormonales, son factores que parecen influir en el desarrollo de esta enfermedad”, señala el Dr. Miguel Ángel Llaneza. “Además de haberse identificado más de 200 genes que parecen conferir al individuo un mayor riesgo de padecerla, son muchos los estudios realizados para tratar de identificar cuál, o cuáles, son los factores ambientales directamente relacionados con el desarrollo de la enfermedad sin que hasta ahora haya podido establecerse una relación definitivamente consistente con ninguno de ellos”.

Apúntate a nuestra newsletter

* La newsletter para farmacéuticos es para uso exclusivo de profesionales sanitarios (médicos, enfermeros, farmacéuticos) involucrados en la prescripción o dispensación de medicamentos, así como profesionales de la industria farmacéutica y la política sanitaria. Publicitario Farmacéutico SL no se hace responsable del uso de esta newsletter por parte de profesionales no cualificados.

Redacción Consejos

Equipo de redacción de la revista Consejos de tu farmacéutico. Revista especializada en el sector sanitario, editada en España y con más de 20 años de experiencia. Todo nuestro contenido está...