La práctica totalidad de los españoles (97%) cree que las enfermedades mentales están asociadas a un estigma que influye negativamente en los enfermos cuando valoran la posibilidad de buscar ayuda profesional. Dos de cada tres españoles (64%) considera que admitir que se tiene un problema mental suele generar pudor; el 33% piensa que la información acerca las enfermedades mentales es aún insuficiente.

En la víspera del Día Mundial de la Lucha contra la Depresión, han sido presentadas en rueda de prensa las conclusiones del estudio demoscópico titulado “La salud mental y su percepción por parte de la opinión pública española”.

Aunque las personas entrevistadas en este sondeo de opinión creen que el estigma social existe, también piensan que hay que acabar con él: casi 6 encuestados de cada 10 (57%) opinan que las personas que padecen una enfermedad mental pueden llevar una vida normalizada y 8 de cada 10 (78%) consideran que estas enfermedades no deberían ser escondidas. Apenas el 7% de la población española piensa que los problemas de salud mental deben ser ocultados y solo el 3% cree que se trata de enfermedades inventadas.
La mayoría de los españoles (74%) cree que, tanto el tratamiento farmacológico como el psicoterapéutico, son eficaces y útiles para hacer frente a la mayoría de las patologías psiquiátricas. Según ha señalado el psiquiatra Luis Gutiérrez Rojas, del Hospital Clínico San Cecilio de Granada, “este es un dato muy positivo, pues la curación de las enfermedades mentales está muy relacionada con la confianza en el especialista y la adherencia que se presta al tratamiento”.

Cuando se habla sobre enfermedades mentales, casi la mitad de los encuestados (48%) menciona en primer lugar a aquellas que afectan al estado de ánimo, como la depresión. Le siguen las enfermedades graves e incurables como la esquizofrenia (32%) y, en tercer lugar, las enfermedades relacionadas con el estrés, como la ansiedad (15%).

La valoración de los profesionales

Respecto a la valoración que los encuestados hacen de los profesionales, los datos indican una marcada polarización: mientras que el 36% señala que es adecuada, el 33% considera que no lo es, y el 31% no tiene una opinión formada al respecto. Más coincidencias se observan cuando se trata de evaluar la calidad del Sistema Nacional de Salud en cuanto al diagnóstico y tratamiento de las enfermedades mentales: el 27% valora positivamente esa atención, el 31% dice no tener una opinión formada al respecto, mientras que el grupo mayoritario, el 41% de los encuestados, considera que el Sistema Nacional de Salud no presta una buena atención a las patologías mentales.

El 80% de los españoles cree que el origen de las enfermedades mentales es muy complejo, puesto que en ellas influyen factores psicológicos, biológicos y sociales. La mitad considera que se trata de enfermedades subjetivas y muy difíciles de tratar. En este sentido, durante la rueda de prensa el doctor Miguel Ángel Álvarez de Mon, psiquiatra del Hospital Universitario Infanta Leonor y profesor de la Universidad de Alcalá, ha querido subrayar que, “como sucede con las demás enfermedades, las psiquiátricas diagnostican las enfermedades mentales de acuerdo a criterios diagnósticos objetivos, recogidos en los manuales internacionales y sobre los que existe un elevado nivel de consenso”.

Casi la mitad de los españoles declara haber buscado información sobre salud mental en Internet, especialmente los menores de 35 años (69%) y las personas con estudios universitarios (47%). Los medios digitales más utilizados son los blogs/webs profesionales (57%), seguidos de los blogs/webs de los que el usuario desconoce el origen (47%) y las cuentas de RRSS científicas o profesionales especializadas en salud mental (40%).

La doctora Rosa Molina, psiquiatra del Hospital Universitario San Carlos de Madrid, ha subrayado que “las enfermedades mentales son temas de actualidad que tienen gran impacto en la población y sobre los que no siempre se difunde la información más adecuada; en muchos casos la gente concede credibilidad a los mensajes procedentes de personas no ya con poca formación especializada, sino con absoluto desconocimiento científico sobre estas materias”.

En este sentido, Álvarez de Mon es contundente: “me preocupa mucho que, especialmente los jóvenes, no sepan discernir que un profesional tiene mucha más autoridad y credibilidad sobre temas de salud (y en este caso de salud mental) que un usuario cualquiera de internet que decide publicar contenido sobre salud mental”.

Por otro lado, el 90% de los encuestados es partidario de que el suicidio se trate en los medios de comunicación, aunque uno de cada 6 advierte de que ha de hacerse de manera adecuada. Álvarez de Mon recordó que el número de suicidios en España –casi 4.000 personas en 2021– es 108 veces más alto que el de las víctimas por violencia de género, y casi 2,5 veces más que los fallecidos en accidentes de tráfico. “Sin embargo, la presencia de los suicidios en los medios es muy escasa. Hemos de pensar que es difícil concienciar a la población sobre un tema si se le oculta. Los problemas no se solucionan tapándolos”.

Apúntate a nuestra newsletter

* La newsletter para farmacéuticos es para uso exclusivo de profesionales sanitarios (médicos, enfermeros, farmacéuticos) involucrados en la prescripción o dispensación de medicamentos, así como profesionales de la industria farmacéutica y la política sanitaria. Publicitario Farmacéutico SL no se hace responsable del uso de esta newsletter por parte de profesionales no cualificados.

Redacción Consejos

Equipo de redacción de la revista Consejos de tu farmacéutico. Revista especializada en el sector sanitario, editada en España y con más de 20 años de experiencia. Todo nuestro contenido está...