Farmamundi pide asistencia alimentaria y cobijo a los refugiados sirios

0
701

Cuando se cumplen cuatro años del inicio de la guerra en Siria, la crisis humanitaria se ha convertido ya “en la peor de nuestra era”, según ACNUR. Sin perspectiva política para una pronta solución, los 3,9 millones de desplazados sirios en países vecinos y los más de 8 millones de refugiados internos (un tercio de toda la población), no tienen esperanzas de poder regresar a sus hogares. Por ello, Farmamundi pone en marcha una nueva intervención de emergencia en el campo de Al Yarmouk, para reforzar la asistencia alimentaria y de cobijo de la población refugiada siria, atrapada por el fuego cruzado y el bloqueo.

Desde marzo de 2011 hasta principios de este año han muerto 210.000 personas, mientras que millones de personas han tenido que abandonar sus casas en busca de refugio. Uno de esos destinos en la huída ha sido el campo de Al Yarmouk, al sur de Damasco, donde antes de la guerra era hogar para cerca de 160.000 personas, en su mayoría refugiadas palestinas. En 2012, en pleno conflicto armado, llegó a albergar a más de 1 millón de personas, pero pronto dejó de ser un lugar seguro. A día de hoy, 18.000 refugiados en la zona son víctimas de bombardeos y violentos enfrentamientos entre el ejército y grupos rebeldes, y los duros bloqueos a los que están sometidos tienen importantes consecuencias en las condiciones de vida.

Desde julio de 2013, en este campo al menos 194 civiles han perdido la vida por falta de alimentos, asistencia médica adecuada o por disparos de francotiradores. “Tememos por la situación de la población de Al Yarmouk. El bloqueo al que está sometido el lugar impide la entrada y la salida de sus habitantes, así como el suministro de alimentos, agua, medicamentos y artículos de primera necesidad. La población está padeciendo malnutrición, deshidratación y enfermedades relacionadas con la extrema precariedad de las condiciones de vida”, explica la responsable de Acción Humanitaria y Emergencias de Farmamundi, Tania Montesinos, quien ha coordinado la última intervención junto a la ONG siria Jafra Foundation for Relief and Youth Development.

Por ello, Farmamundi a través de Fondo de Ayuda Humanitaria y de Emergencias (FAHE)*, junto a la ONG local Jafra, está realizando un proyecto de ayuda y asistencia alimentaria a los refugiados sirios. Con la compra y distribución de alimentos y artículos de primera necesidad para el refugio como colchones y mantas se espera ayudar a alrededor de 3.000 desplazados que actualmente malviven en la zona.

12,2 millones de personas necesitan asistencia humanitaria urgente /Jafra     

Según datos de Naciones Unidas, 12,2 millones de personas necesitan asistencia humanitaria urgente, casi un tercio más que hace un año. “Desde Farmamundi queremos hacer un llamamiento a la población española para que se vuelque con el pueblo sirio, que depende de la recepción de esta ayuda para su subsistencia. Les animamos a que lo hagan a través de donaciones económicas que puedan ser transformadas en alimentos, medicamentos y artículos de primera necesidad, tan urgentes ahora”, ha comentado la directora General de la ONG, Eugenia García.

Del mismo modo, la organización confía en que se cumplan los compromisos económicos adquiridos por países donantes en la I y II conferencia internacional de donantes humanitarios para Siria celebradas en Kuwait, en las cuales los países aseguraron 4.000 millones de dólares.

En este sentido, el 31 de marzo, Kuwait volverá a acoger el encuentro, el tercero, ante las denuncias de varias agencias humanitarias de Naciones Unidas que aseguran haber tenido que reducir sus operaciones para ayudar a millones de civiles sirios dentro y fuera de las fronteras del país, debido a la falta de recursos y después de que varios donantes no respetaran esos compromisos adquiridos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here