ESTÁS LEYENDO...

Los españoles prefieren rostros con rasgos pronunc...

Los españoles prefieren rostros con rasgos pronunciados

Los españoles prefieren rostros con rasgos pronunciados

Los pacientes que acuden a la cirugía oral y maxilofacial para remodelar su rostro prefieren perfiles con los rasgos pronunciados, adelantados al eje facial, ya que rejuvenecen la expresión, según los organizadores de la 21 Conferencia Internacional de Cirugía Oral y Maxilofacial, que se celebra en Barcelona hasta el 24 de octubre. Los hombres, optan por destacar el mentón y las mujeres los pómulos.

La cirugía ortognática, una de las técnicas empleadas por los cirujanos orales y maxilofaciales para corregir disarmonías dentofaciales, puede conseguir “cambios radicales en el rostro de una persona, al tiempo que mejora la funcionalidad en la respiración, masticación y deglución”, explica el doctor Javier González Lagunas, presidente de la Conferencia y de la Sociedad Española de Cirugía Oral y Maxilofacial (SECOM). Uno de los principales expertos internacionales en cirugía ortognática, el doctor Maurice Mommaerts, del Hospital General San Jan, en Brujas (Bélgica), presenta en el congreso los resultados de una investigación, publicada en la revista Journal of Cranio-Maxillo-Facial Surgery como “los hombres se ven más atractivos con unos rasgos más marcados, con el maxilar y el mentón más prominentes”. El mentón pronunciado “es percibido como manifestación de poder”, explica el doctor González Lagunas. En el caso de las mujeres, “optan por la biprotusión, el adelantamiento de los dos maxilares, y del resto de rasgos, como los labios, tipo Angelina Jollie”, añade. De hecho, la tendencia sobre los perfiles considerados como más atractivos ha ido evolucionando “sobre todo por influencia de Hollywood o de los medios de comunicación”, concluye el estudio.

A la hora de realizar una intervención facial, se deben tener en cuenta “la edad,  la raza y, por supuesto, el sexo del paciente para saber qué proporciones hay que respetar y aplicar la combinación de técnicas más adecuada para conseguirlo”, comenta el doctor González Lagunas. Eso incluye desde procedimientos no invasivos, como el ácido hialurónico y la toxina botulínica (bótox) a intervenciones más complejas “pero muy seguras”, apunta, como la cirugía ortognática. “Lo importante es conocerlas todas y aplicar la más adecuada en cada momento”.

La cirugía ortognática “al trabajar la armonía de la cara mediante pequeñas incisiones sin cicatrices visibles que permiten mover los huesos para fijarlos en la posición más adecuada, es la que mejor puede ajustarse a los perfiles que más de moda estén en cada momento, respetando los estándares de belleza, con un resultado óptimo desde el punto de vista estético y funcional”, explica el presidente de los cirujanos orales y maxilofaciales españoles. Incluso puede modificar la manera en que nos perciben los demás según la doctora Grabriel Millesi, de la Clínic de Cirugía de Oral y Maxilofacial de la Facultad de Medicina de la Universidad de Austria, que participa en la Conferencia. Un estudio publicado el pasado año por su centro en la revista Journal of Oral and Maxillofacial Surgery demostró cómo los pacientes sometidos a cirugía ortognática se percibían como más atractivos e inteligentes. Para la doctora Millesi, eso se debe a que “procesar e interpretar la cara es generalmente muy importante porque, con frecuencia, uno requiere tomar decisiones rápidas en la vida disponiendo de escasa información”.

Cirugía para conseguir armonía facial

Los rasgos faciales vienen determinados “tanto por las estructuras óseas como por los tejidos blandos de la cara y su armonía requiere una relación equilibrada entre la forma, el tamaño y la posición de las diferentes regiones y estructuras. Por eso, dado el conocimiento que tiene el cirujano oral y maxilofacial de la anatomía de la cara, él es quien mejor puede realizar la mayor parte de tratamientos de cirugía estética facial ya que maneja tanto tejidos duros como blandos”, indica el doctor González Lagunas.

Una de las patologías que más afectan a la simetría facial por su impacto sobre la sonrisa es la mala oclusión dental, problema que sufre una de cada cinco personas y que se trata con cirugía ortognática en casos más graves. Sin embargo, “cada vez más pacientes acuden a un cirujano oral y maxilofacial buscando, no tanto un resultado funcional que les permita masticar, tragar o respirar mejor, sino una solución estética a su problema mandibular, ya que la sonrisa es nuestra tarjeta de visita”, asegura el presidente de la SECOM.  A la hora de corregir la posición de los maxilares, “se deberá tener en cuenta que la encía superior no debe quedar expuesta más de 1 o 2 mm, que la exposición de los dientes inferiores debe ser menor que la de los superiores y que el labio superior debe ser un poco más prominente que el inferior”, concluye.





ARTÍCULOS RELACIONADOS

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.