legalización cannabis

La SEPAR alerta: la legalización del cannabis para usos terapéuticos aumentará la accesibilidad para adquirirla y su aceptación social. Un peligro potencial, aseguran, ya que “se trata de una droga no inocua y adictiva, que puede causar daños en el organismo a corto y medio plazo, como cáncer y afectación de los sistemas cardiovascular, respiratorio y del sistema nervioso central, multiplicando por cinco el riesgo de psicosis”. “Si se produce la legalización del cannabis, que no olvidemos que es una droga, se incrementará la accesibilidad para adquirirla y la aceptación social de la misma, poniendo en serio peligro la salud física y mental de la población y, en especial, de nuestros adolescentes”, ha destacado el doctor Carlos Rábade, neumólogo y coordinador del Área de Tabaquismo de SEPAR.

Por su parte, el Consejo General de Colegios Oficiales de Farmacéuticos (CGCOF) ha valorado positivamente que la Propuesta de Conclusiones y Recomendaciones que ha aprobado la Subcomisión al Objeto de Analizar Experiencias de Regulación del Cannabis para Uso Medicinal, del Congreso de los Diputados, incluya la recomendación de explorar “la alternativa de las farmacias comunitarias que puedan reunir los requisitos” para dispensar fórmulas magistrales con extractos o preparados estandarizados de cannabis.

Aumenta el consumo

El cannabis es una droga psicoactiva que se extrae de la planta Cannabis sativa, de la que se extraen el hachís y la marihuana. Es la droga ilegal más utilizada por la población joven y la que más precozmente se empieza a consumir y sus efectos sobre el cerebro son debidos principalmente a uno de sus principios activos, el Tetrahidrocannabinol o THC. “En los últimos años, en nuestro país, ya se ha observado un incremento del consumo de cannabis y de sus derivados, solo o combinado con el tabaco. “La regulación del cannabis fumado para usos terapéuticos aumentará la accesibilidad para adquirirlo y la aceptación social de esta droga, especialmente entre adolescentes”, asegura el doctor Rábade. Algo que es preocupante, ya que sus usos terapéuticos no tienen nada que ver con su uso recreativo y deben restringirse solo a la población que cumpla con criterios específicos.

Efectos en la adolescencia

  1. Las consecuencias clínicas del consumo de cannabis son más graves si se realiza en la adolescencia. Puede causar efectos nocivos agudos y crónicos sobre la salud mental, y predispone a los jóvenes a la posibilidad de desarrollar depresión. Además, el consumo precoz y repetido de cannabis en sujetos genéticamente predispuestos puede estar relacionado con la aparición de esquizofrenias.
  2. En adolescentes, el consumo de cannabis se relaciona con alteraciones en los procesos cognitivos (memoria, atención, toma de decisiones, asunción de riesgos, control de impulsos). Estudios han demostrado un menor rendimiento escolar en adolescentes consumidores de esta droga.
  3. Iniciarse precozmente en el consumo de cannabis parece tener relación con la agresividad, con actividades delictivas, con un menosprecio del peligro de utilizar otras drogas y con descuidos en la protección frente al SIDA.
  4. Además, un porcentaje significativo de los que la prueban acaba desarrollando dependencia, siendo los factores genéticos más importantes que los ambientales. La interrupción del consumo continuado de cannabis provoca un síndrome de abstinencia caracterizado por ansiedad, tensión, desazón, alteraciones del sueño y cambios del apetito, con discretas diferencias en la intensidad y duración de los síntomas.
  5. El THC presente en el cannabis provoca trastornos mentales orgánicos con alteración del nivel de conciencia (intoxicación, delirium, alucinatorio), y episodios psicóticos sin alteración del nivel de conciencia (angustia, humor inestable de aspecto hipomaníaco, autolesiones, conducta desorganizada y hostilidad, suspicacia, ideación paranoide, aceleración del pensamiento y fuga de ideas, sentimientos de grandiosidad y alucinaciones no verbales).

Apúntate a nuestra newsletter

* La newsletter para farmacéuticos es para uso exclusivo de profesionales sanitarios (médicos, enfermeros, farmacéuticos) involucrados en la prescripción o dispensación de medicamentos, así como profesionales de la industria farmacéutica y la política sanitaria. Publicitario Farmacéutico SL no se hace responsable del uso de esta newsletter por parte de profesionales no cualificados.

Avatar

Paula Rivero

Pertenezco a la primera promoción de Periodismo que salía del "horno" de Sevilla (en todos los sentidos), allá por el año 94. La falta de experiencia de una facultad que empezaba me llevó a tener...