ESTÁS LEYENDO...

Osteoporosis: “El principal problema sigue s...

Osteoporosis: “El principal problema sigue siendo el cumplimiento terapéutico”

Osteoporosis: “El principal problema sigue siendo el cumplimiento terapéutico”

En el tratamiento de un paciente con osteoporosis, evitar la aparición de fracturas se convierte en el objetivo fundamental, puesto que constituye la complicación más grave asociada a esta enfermedad. Además, actualmente, se están buscando otros objetivos a través de marcadores subrogados —principalmente densitométricos— más a corto plazo, que permitan que el paciente observe datos fidedignos. De este modo, se facilitaría la adhesión al tratamiento, el médico podría valorar la evolución del paciente y se podría establecer un plan terapéutico adecuado.

El dolor es un motivo muy frecuente de consulta del paciente osteoporótico y una de las razones fundamentales del deterioro de su calidad de vida. Dado que se pueden distinguir dos tipos de dolores: uno agudo secundario a la fractura y otro crónico, “el enfoque de tratamiento del dolor debe ser multifactorial mediante fármacos, tratamiento fisioterápico y colocación de material ortésico”, explica el coordinador del Grupo de Osteoporosis de la Sociedad Española de Medicina Interna (SEMI), el Dr. José Luis Pérez Castrillón.

Además, los profesionales sanitarios tienen a su disposición otra alternativa terapéutica que, además de su eficacia, incrementando la masa ósea y reduciendo la aparición de fracturas, tiene un efecto analgésico. Este es uno de los temas que se abordarán durante la mesa ‘Osteoporosis: aspectos terapéuticos’, organizada en el marco de la XIII Reunión de Osteoporosis de la SEMI, durante la que se revisarán algunos aspectos clínicos que permitan mejorar la atención a los pacientes con osteoporosis. En esta línea, cabe destacar que el proyecto principal del grupo es la explotación de los datos recogidos en el registro OSTEOMED. En el mismo, se ha recabado información clínica de 2.000 pacientes con osteoporosis y estos datos van a permitir obtener información sobre aspectos clínicos, diagnósticos y terapéuticos.

Si bien a día de hoy se cuenta con un arsenal terapéutico eficaz para evitar la aparición de fracturas, el principal problema sigue siendo el cumplimiento terapéutico. “Aproximadamente, un 50% de los pacientes abandonan el tratamiento antes de terminar el primer año y esto viene determinado por la ausencia de un procedimiento de uso fácil para valorar su efecto, como sucede en los pacientes hipertensos con el descenso de la tensión arterial con el tratamiento”, remarca el Dr. José Luis Pérez Castrillón. El hecho de que los efectos secundarios sean poco frecuentes no impide que estos puedan ser potencialmente graves. No obstante, la relación riesgo/beneficio sigue siendo muy favorable a los tratamientos, como agrega el experto.







ARTÍCULOS RELACIONADOS

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.