Coronavirus

¿Qué es el coronavirus humano o covid-19?

Los coronavirus son un tipo de microorganismos que causan enfermedades desde un resfriado común hasta afecciones más graves como una neumonía y diferentes síndromes respiratorios. La cepa del denominado covid-19 se desconocía anteriormente y aún está siendo investigado su origen concreto. El virus fue detectado por primera vez en la ciudad de Wuhan, en el centro de China.

También conocida como neumonía de Wuhan, mantiene alerta a la Organización Mundial de la Salud, de activar o no el protocolo de pandemia mundial. Existían casos anteriores de coronavirus alrededor del mundo, pero sin evolucionar, con síntomas de resfriados poco graves.

También conocida como Neumonía de Wuhan, mantiene alerta a la Organización Mundial de la Salud, de activar o no el protocolo de pandemia mundial. Existían casos anteriores de coronavirus alrededor del mundo, pero sin evolucionar, con síntomas de resfriados poco graves.

Su capacidad de contagio parece ser más intensa que lo que se creía, por lo que es conveniente extremar las medidas de sanidad como indicamos en el gráfico. Esta nueva cepa nunca antes había sido vista en humanos, lo que significa que aún queda mucho por investigar acerca de ella.

¿Cuáles son sus síntomas?

  • Falta de aire.
  • Dificultad para respirar.
  • Fiebre alta.
  • Tos seca.

Es importante destacar que estos signos y síntomas pueden aparecer de 2 a 14 días después de la exposición.  Además, pueden afectar de diferentes formas a un paciente o a otro. Normalmente la enfermedad puede convertirse en letal cuando afecta a personas con las defensas bajas, niños, ancianos o con diagnóstico previo de otras enfermedades.

El protocolo a seguir si sufres alguno de estos síntomas es llamar al centro de salud más cercano y no salir de casa. También es importante comentarle al médico si has viajado recientemente a un país donde el virus se encuentra latente. Posteriormente le harán las pruebas de diagnóstico para determinar si está o no contagiado.

Factores de riesgo 

La transmisión del virus parece ser que se debe al contacto cercano entre persona y persona. Puede contagiarse por pequeñas gotitas de saliva que el portador del virus excreta al toser o incluso al hablar.

Recomiendan incluso evitar aglomeraciones en las que puedan encontrarse personas que aún no sepan que tienen el virus. Se intenta frenar al máximo, tomando medidas que pueden resultar incluso desorbitadas.

Si planeas hacer viajes internacionales, primero mira los avisos de seguridad de los pasajeros. También puedes hablar con tu médico si tienes problemas de salud, que hacen a tu organismo más vulnerable a las infecciones respiratorias y sus complicaciones.

¿Realmente es letal?

A partir de los datos, el alarmismo creado por el coronavirus debería ser realmente menor si se tiene en cuenta la letalidad. Pero para comprender mejor el alcance, los datos se pueden comparar con la mortalidad de otras enfermedades. 

Por ejemplo, contra las 2.705 muertes de los 80.350 infectados, en la última campaña de España (2018-2019) hubo 6.300 muertes atribuidas a la gripe de 525.300 casos, según datos del Centro Nacional de Epidemiología del Instituto de Salud Carlos III , la institución a cargo del sistema de vigilancia de la gripe en España. Una tasa de 1.1%. Además, la OMS estima que las epidemias anuales de influenza estacional causan 290,000 a 650,000 muertes, aunque no se da la tasa de mortalidad.

Con respecto a la cura, no existe un tratamiento o vacuna específicos, aunque hay varios proyectos en curso para lograrlo. La asistencia médica se enfoca en brindar apoyo vital al paciente. El tiempo de recuperación varía de dos semanas de los pacientes más leves a tres o seis de los más graves.