MOLUSCO CONTAGIOSO ¡No tocar!

0
2926

“A mi hija de 7 años le han diagnosticado molusco contagioso, me ha dicho su pediatra que es muy contagioso que tenga cuidado de que no se rasque porque se le puede extender a otras zonas. ¿Me podría explicar que es exactamente?” Paula (Madrid).

El molusco contagioso o molluscum contagiosum es una enfermedad infecciosa de la piel que aparece sobre todo en los niños. A pesar de que su nombre no tiene ningún tipo de relación con los crustáceos o con el mar, en realidad la enfermedad está causada por un virus (de la familia de los Poxvirus) que está muy repartido por todo el mundo y que puede vivir en situaciones adversas. Tiene preferencia por los lugares húmedos y templados, por lo que sobrevive en toallas y bañadores. El virus se transmite por contacto directo, por lo que el contagio es muy fácil, si bien muchas personas no desarrollan la enfermedad a pesar de entrar en contacto con el virus.

Los niños y las niñas sufren el molusco contagioso con la misma frecuencia. No les suele provocar síntomas, tan solo algo de picor y la aparición de pequeños abultamientos (granitos) en lugares concretos del cuerpo. Con el tiempo puede desaparecer solo, aunque a veces es necesario retirarlos. Lo más habitual es que el molusco contagioso tenga una buena evolución y desaparezca por sí solo en unos meses, en niños sanos y con un sistema inmune fuerte. Cuando las lesiones causadas por el Molluscum Contagiosum sean múltiples o molesten hay que pensar en eliminarlas. Para ello, a día de hoy existen varias opciones de tratamiento poco agresivas y con buenos resultados estéticos.

3 cosas que no debes tocar

  • Las lesiones: las lesiones de molusco contagioso están formadas por células de la piel llenas de virus que están saliendo constantemente al exterior. Estos virus pueden pasar a otra piel cuando se tocan y allí formar nuevas lesiones. Cuando una persona se toca lesiones de molusco contagioso puede extenderse el virus a otras regiones del cuerpo cuando se toque.
  • Objetos contaminados: el virus del molusco contagioso (Poxvirus) es un virus muy resistente y puede vivir fuera del cuerpo humano. Es habitual encontrarlo en toallas, ropa interior, bañadores, juguetes o casi cualquier otro material que haya estado en contacto con lesiones infectadas.
  • Piscinas: las piscinas y baños públicos son lugares donde el virus se concentra especialmente. En la actualidad no hay ningún modo de controlar esta contaminación y absolutamente todas las piscinas tienen el virus, pero no hay que preocuparse especialmente por ello.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here