Retoques y cirugía. ¡Mejora tu aspecto!

0
7671

“Cada año, entre los meses de febrero y junio, aumenta en un 30% el número de pacientes que solicita una primera visita en busca de un tratamiento específico para definir la silueta”, explica el doctor Daniel García Paricio, experto en Cirugía Plástica, Reconstructiva y Estética de la Clínica Teknon. Estos son, en opinión de este experto, los cuatro Daniel Garciatratamientos más solicitados por los pacientes de cara a la operación bikini:

Los cuatro magníficos

1.     Relleno facial. El 50% de las pacientes que acuden a la consulta buscan solución a los problemas causados por el envejecimiento del rostro: descolgamiento facial, deterioro superficial de la piel y pérdida de volumen, principalmente. Una de las técnicas más novedosas para solucionar estos problemas es la IDEFI (IntraDermal Fat Injection), que consiste en el “relleno” de las arrugas e imperfecciones faciales con grasa procedente del propio paciente. “En esta técnica se utilizan unas nuevas cánulas de extracción de grasa y filtrado de la misma con láminas de nylon microporosas, que permiten obtener partículas de grasa tan finas que se pueden inyectar con agujas o cánulas de 23 G de manera intradérmica en todas aquellas arrugas faciales, sea cual sea su profundidad”, explica.

2.     Remodelación muscular de las pantorrillas. “El exceso de desarrollo de esta zona crea, en la mayoría de las ocasiones, un efecto antiestético que afea la figura y, además, acentúa otras zonas como el grosor de los muslos o las caderas”. Con esta técnica se consigue reducir el volumen y estilizar los músculos más superficiales de las pantorrillas.


3.     Vientre plano. Para solucionar el exceso de grasa y volumen en la zona de la tripa, la cirugía plástica ofrece la técnica de la abdominoplastia. “Consiste en modelar el contorno abdominal y lumbar, ya que siempre hay que considerar el cuerpo como una estructura tridimensional, mediante la extracción de grasa con cánulas milimétricas y la eliminación de la piel redundante con la reubicación del ombligo. El abordaje que utilizamos en este tipo de operación nos permite, además, la reparación de la pared muscular a fin de conseguir un abdomen plano y el estrechamiento de la cintura”, dice García Paricio. Otra técnica utilizada para corregir el exceso de piel en la zona baja del tronco es el Body Lift o estiramiento corporal total, con la que se consigue mejorar, aparte de abdomen y espalda, la zona glútea y de los muslos.

4.      Mejora de la zona pectoral. Las dos intervenciones más frecuentes en este sentido son el aumento y la elevación de mamas. “Para la primera se recurre a implantes de silicona con gel cohesivo, lo que significa que se asemejan extraordinariamente a la glándula mamaria de una mujer joven; y la que se basa en el aumento mediante la propia grasa, una técnica que permite restaurar y dar volumen o remodelar evitando cualquier posible rechazo o incompatibilidad. Para la elevación de las mamas, la técnica utilizada es la Mastopexia o Lifting de Mamas, un procedimiento que permite devolver a la mama las proporciones perdidas, con una elevación a su posición ideal y una recuperación del volumen. Para ello se puede utilizar el mismo tejido de la mama para crear una “autoprótesis” autóloga (glándula mamaria, grasa, tejido conectivo y dermis) mediante la cual proyectar y recuperar ese volumen perdido”, explica el doctor.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here