piel en verano
piel en verano

Piel en verano: hidratación en todas sus versiones

Si hay una fórmula rápida, eficaz e infalible para una puesta a punto cutánea, ésa es la hidratación. Y es que como explica Maialen Elizari, experta del Departamento Científico de Cinfa, la piel mantiene el balance hídrico del organismo, “de ahí que una de las claves para asegurar su óptimo estado radique en hidratarla suficientemente, tanto por dentro, bebiendo todos los días entre uno y dos litros de agua, como por fuera, utilizando lociones, leches o cremas que aporten un extra en este sentido”. La experta añade que la aplicación tópica de hidratantes asegura una piel sana y elástica, y no solo en el rostro sino en todo el cuerpo. “Para lograr este efecto, hay que elegir leches hidratantes que se adapten a cada tipo de piel y aplicarlas diariamente mediante suaves masajes”. Maialen Elizari recuerda también la importancia de adaptar los cuidados cutáneos a la edad: “Las necesidades de la piel evolucionan con los años: cuando eres joven, demandará sobre todo hidratación, y conforme vas cumpliendo años debes dedicarle más tiempo, cuidados antioxidantes y una buena dosis de nutrición. En cuanto a la fotoprotección, es necesaria a cualquier edad”.

Para las pieles que están especialmente deterioradas o que necesitan un extra de regeneración, los aceites suponen una excelente elección en este momento del año. Se diferencian de otros productos hidratantes y reparadores en que aportan dosis ultraconcentradas de los ingredientes y sustancias aliadas del nivel hídrico cutáneo, la mayoría de ellos de origen natural. Están formulados de manera que se absorben rápidamente. Los hay para el rostro, para el cuerpo o los que sirven indistintamente para ambas zonas. La clave para sacarles todo el partido es aplicarlos en una dosis justa (4-5 gotas), depositándolos primero en las palmas de las manos y extendiéndolos después por la zona a tratar.

La medicina estética ofrece también opciones que aúnan un plus de hidratación con otros ingredientes “potentes” para prevenir los efectos negativos del sol. Es el caso de la mesoterapia, “una solución hecha a base de ácido hialurónico, vitaminas y oligoelementos, que es una de las más demandadas por los pacientes ya que no es necesaria anestesia local, apenas se siente dolor y no hay contraindicación alguna”, explica el doctor Caussa. Es una técnica ideal para preparar y fortalecer la piel del rostro unas semanas antes de la continua exposición al sol y recuperarla con otra sesión posterior al verano. ¿El resultado? Un cutis más rejuvenecido y luminoso.

Ozono, oxígeno y otras soluciones a medida

Con un “overbooking” de horas de sol en perspectiva hay que apostar por los ingredientes y enfoques cosméticos que son más efectivos cuando se trata de acudir al rescate de la piel. Uno de ellos es el oxígeno, un clásico que sigue funcionando como el mejor activador celular, ya que permite que la piel, especialmente la del rostro, vuelva a respirar y normalice su regeneración y división celular.

Otro gas, el ozono, en forma de aceites ionizados, está adquiriendo cada vez más protagonismo en las formulaciones cosméticas, debido a su altísimo potencial regenerante, hidratante y antioxidante a nivel celular. De hecho, la dermocosmética de ozono es una de las líneas dermatológicas más innovadoras en la farmacia y, por ejemplo, los Laboratorios Ozoaqua acaban de lanzar una gama completa de productos a base de aceite de ozono.

Por otro lado, cada vez más marcas están desarrollando productos con ingredientes que minimizan los efectos del que se está perfilando como el nuevo enemigo número 1 de la piel: la luz azul, esto es, la que emiten los dispositivos LED (móviles, tabletas, pantallas de ordenador…) y que, tal y como han demostrado las últimas investigaciones al respecto, actúa como un importante factor agravante del envejecimiento cutáneo.

Y en lo que respecta a prevenir uno de los principales “souvenir” de las vacaciones, las manchas cutáneas, hay novedades, como el Fluido Luminoso Azelac LU, de Sesderma, que incorpora ácido tranexámico (un poderoso activo despigmentante) y que hace posible utilizarlo incluso en verano, toda una ventaja teniendo en cuenta que el abordaje de las manchas suele retrasarse hasta la vuelta de las vacaciones, en el contexto de la operación retorno, ya que la mayoría de los productos que se emplean para ello son incompatibles con la exposición solar.

Apúntate a nuestra newsletter

* La newsletter para farmacéuticos es para uso exclusivo de profesionales sanitarios (médicos, enfermeros, farmacéuticos) involucrados en la prescripción o dispensación de medicamentos, así como profesionales de la industria farmacéutica y la política sanitaria. Publicitario Farmacéutico SL no se hace responsable del uso de esta newsletter por parte de profesionales no cualificados.

Avatar

Carla Nieto

Venezolana de nacimiento y gallega de corazón. Me licencié en Ciencias de la Información por la Universidad Complutense de Madrid. Desde hace 30 años escribo sobre salud & medicina, nutrición,...